Estás Aquí
Home > Artículos > Relatos Eróticos > Relato Erótico: En el sur de España

Relato Erótico: En el sur de España

Sara se metió toda su polla en el coño y me dio la espalda para poder ver como su novio se follaba a mi novia, la visión nos puso a los dos a 100 y nos corrimos al mismo tiempo, ellos no tardaron mucho y quedaron tendidos en el suelo, Sara quería más y me cogió la polla y empezó a succionar hasta que consiguió ponerme la dura, se metió la polla en el coño y empezó a follarme otra vez.

La experiencia que voy a contar nos pasó el verano pasado en un viaje que hicimos mi novia y yo con otra pareja a una zona de la costa andaluza. Salimos hacia nuestro destino un miércoles por la tarde, deseando llegar para descansar unos días tirados en la playa. Mi novia se llama Elena, tiene 24 años, mide 1,65 y pesa 56 kilos. Tiene un cuerpo precioso, no está gorda ni delgada, tiene un culo redondo y duro y unos pechos duros y en su sitio, usa una 90 pero ella dice que no le gustan porque son pequeños… a mí me encantan… aunque más grandes sería más impresionante todavía.

Yo me llamo Borja, tengo 26 años mido 1,77 y peso 80 kilos y mi cuerpo pues bastante bien, me cuido, no tengo el cuerpo que cuando tenía 21 y nadaba…pero me sigo cuidando yendo al gimnasio, corriendo y montando en bici. Así que conservo la misma espalda y los brazos de antes (incluso más) aunque ya no se me marcan los abdominales. La otra pareja es mi amigo de toda la vida y su novia.

Ella se llama Sara, tiene 27años y un cuerpo como el de mi novia pero con unas tetas más grandes que las de mi novia y con algo menos de culo, es monitora de aeróbic y tiene unas piernas perfectas. Mi amigo se llama Dani tiene 24 años y al igual que yo era nadador y acaba de acabar educación física, así que se mantiene mejor que yo, además es el típico rubio que se las llevaba de calle cuando salíamos por ahí, la verdad es que los dos juntos triunfábamos hasta que nos cazaron nuestras dos novias.

Llegamos al apartamento que habíamos alquilado a las 12 de la noche, hechos polvo y deseando meternos en la cama para descansar… No despertamos por la mañana y desayunamos y cogimos el coche rumbo a una playa que nos aconsejaron porque era preciosa, sin urbanizar. Llegamos y había poca gente, dejamos las toallas y los trastos en la arena y nos fuimos a bañar. Nos sentamos en las toallas y nos pusimos a hablar de lo que haríamos los otros días, de los pisos que nos habíamos comprado lo normal entre parejas jóvenes llevábamos un rato hablando y la playa se llenaba.

Mi novia y yo nos fuimos a jugar a las paletas y al volver a las toallas nuestros amigos estaban discutiendo porque Sara quería hacer topless y mi amigo no la dejaba, era la primera vez que íbamos juntos los 4 de vacaciones pero parece ser que esa discusión ya la habían tenido ellos otras veces pero entre unas cosas y otras luego ella no lo hacía, aunque parece ser que este año estaba decidida Elena y yo nos pusimos a favor de Sara… que qué más daba, que nadie la conocía, que él no es su dueño.

La verdad es que mi amigo es muy celoso y dice que no quiero que los demás vean las tetas a su novia, pero claro ella dice que si él se pone las botas mirando las tetas de las demás, que más da que los demás vean las suyas, a mí que Elena haga topless me da igual, si ella quiere enseñar que las enseñe, aunque se que nunca lo hará con algún amigo delante.

Al final Dani parece que se convenció o que se dio cuenta de que era una tontería cabrearse por eso y le dijo que hiciese lo que quisiese, yo la verdad estaba deseando ver las preciosas tetas de Sara, me daba mucho morbo la situación de ver la novia de mi amigo, pero suponía que ella al final se cortaría por estar yo. Mientras tanto Sara intentaba convencer a mi novia para que lo hiciesen las dos al mismo tiempo, Elena hace topless en la playa y en la piscina cuando estamos los dos solos pero es muy vergonzosa y no lo haría delante de otro chico que conociésemos porque le da vergüenza, dice que sus tetas son muy pequeñas.

Después de llevar 10 minutos discutiendo parece que me iba a quedar con las ganas, porque Sara se tumbó boca abajo y Elena, Dani yo hicimos lo mismo. Al rato yo ya estaba cansado de estar quieto y me di la vuelta y me incorporé y cuál fue mi sorpresa cuando vi a Sara, sentada en la toalla y con las tetas al aire, eran mejores de lo que creía. No sabía ni que decir ni que hacer, además tenía un empalme de escándalo y no me podía levantar.

Así que lo único que salió por mi boca fue, parece que al final te has animado, Elena y Dani se dieron la vuelta y Sara volvió a animar a mi novia, pero esta dijo no. Nos pusimos a jugar a las cartas, Dani y yo nos pusimos debajo de la sombrilla y las chicas a tomar el sol. Mientras los 4 jugábamos a las cartas yo no me podía concentrar viendo como se movían las tetas de Sara de un lado al otro cada vez que cogía la carta o se movía.

Comimos unos sándwich y luego nos fuimos a dar un paseo y Sara seguía en topless, estuvimos andando los 4 por la playa y mientras las chicas hablando, nos paramos a bañarnos y luego seguimos con nuestro paseo mientras Sara nos contaba lo a gusto que se está sin lo de arriba y el masaje que te dan las olas cuando te bañas en topless, a lo que Sara se dio cuenta de que se le estaba quedando la marca de los tirantes del bikini con el paseo, y se quitó la parte de arriba, mi amigo no pestañeó, parece que le pasaba lo mismo que me pasó a mí con Sara.

Seguimos andando hasta llegar a las toallas y allí nos tumbamos todos, parece que estábamos todos igual de cachondos porque ellas nos pidieron que las diésemos crema por todo el cuerpo, así que dimos el show sobándole las tetas a nuestras novias delante.

Después de ese excitante día de playa nos fuimos al apartamento, nos duchamos y nos tumbamos un rato a descansar y a descargar toda la libido que habíamos acumulado en la playa… mientras follaba con mi novia no podía dejar de ver las tetas de Sara y oír los gemidos de la novia de mi amigo mientras Dani se la follaba en la habitación de al lado.

Cenamos y nos fuimos a tomar algo… Dani y yo íbamos normal… pantalones y camisetas ajustadas marcando espalda… ellas con trajecitos de verano de una sola pieza. Al salir por la puerta Sara decidió quitarse el sujetador porque decía que hacía mucho calor y que total si se agachaba, ya se las había visto yo en la playa… mi novia siguió su consejo y fue también a la habitación a quitárselo. Empezaba bien la noche… ver esos melones moviéndose en esos trajecitos ajustados… ya no sabía ni como ponerme para que no se me notase el empalme.

Cada vez que nos sentábamos y nos levantábamos en las terrazas la visión para Dani y para mí era impresionante… Había poco gente de copas… así que decimos irnos al apartamento y jugar a algún juego mientras bebíamos unas copas. Llegamos al apartamento, nos sentamos, cogimos la botella de whisky y nos pusimos a jugar. El juego consistía en que uno tenía la baraja y el resto tenía que adivinar el palo de la carta, y si no lo acertaba se bebía un chupito de whisky y si se acertaba, mandaba beber a uno de los otros.

Si lo que salía era una figura de la baraja y también se preguntaba por la figura (rey, caballo, sota), entonces el que acertaba mandaba una prueba, al principio eran tontería pero a medida que el alcohol hacia su efecto, las cosas se calentaban. Fueron las chicas las que empezaron. Elena acertó la carta y dijo que teníamos que quitarnos los calzoncillos haciendo un striptease detrás del sillón, de tal manera que no se nos veía justo de cintura para arriba, la prueba siguiente fue que se tenía que quitar ellas las bragas, lo que hicieron rápido porque llevaban vestidos y no se fueron muy lejos.

Se pusieron de cara a nosotros, se inclinaron hacia delante, echaron sus preciosos culos para atrás y se quitaron los tangas. Yo estaba cachondísimo, y Dani creo que igual que yo. Se sentaron y cruzaron las piernas. Pero, enfrente de mí estaba Sara y yo esperaba que en algún descuido se la viese su coñito pero no fue así, ya eran las 3 de la mañana, cambiamos los chupitos por cubatas para aguantar más y pusimos una nueva regla, quien acertase la carta y la figura haría que el resto se quitase una prenda y si no se acertaba se la quitaba el que había fallado ó si uno no se quería quitar una prenda, se tenía que beber una copa de un trago y si no se la terminaba, además se quitaba una prenda.

Las chicas se quejaron porque ellas solo llevaban puesto el vestido así que se fueron a poner los tangas y los sujetadores, y Dani y yo nos pusimos los calzoncillos, así que estábamos todos igualados. En las primeras rondas nos quitamos los zapatos, calcetines, empecé perdiendo yo que me quedé pronto sólo con los bóxer, así que me tocó beberme alguna copa de un trago. La primera en enseñar algo fue mi novia que como no era capaz de beberse la copa de un trago se tuvo que quitar el sujetador haciendo un striptease, el alcohol y la situación la estaba poniendo a 100, así que antes de ver sus tetas al aire Dani y yo pudimos ver ese culazo en tanga dándose paseos por delante de nosotros.

En otra situación se habría negado pero al haber estado en topless delante de Dani toda el día en la playa y al haber bebido no tuvo muchos problemas. El siguiente fue Dani que intentó evitar quedarse desnudo bebiéndose la copa de golpe, pero no pudo así que se tenía que desnudar. No quería seguir con el juego, yo en parte le entendía porque estaría como yo, medio empalmado, y da corte. Su novia y la mía le animaban, y yo me ponía de parte de mi amigo, así que las chicas se medio enfadaron porque decían que qué cortados que éramos, que qué poco maduros, lo que pasa es que mi novia quería verle la polla a Dani y Sara quería vengarse por lo del topless.

Al final decidió seguir jugando a cambio de que se desnudaría al mismo tiempo que al siguiente que le tocase, pensando en que sería o Sara o Elena. Y por fin llegó el momento, le tocó a Elena. Intentó beberse la copa, pero se quedó a la mitad, ahora parecía que a ella no le apetecía seguir jugando, pero al final se levantó (yo estaba alucinando porque no me lo creía) y se desnudaron los dos al mismo tiempo, mi novia no quitaba los ojos de encima a la polla de mi amigo, estaba a medio empalmar pero tenía un buen tamaño.

Se sentaron y Dani se intentó tapar un poco el medio empalme, además y creo que no miró ni un momento al depilado pubis de mi empalmado, aunque sea algo natural pero no es lo mismo. Después se tuvo que desnudar Sara que nos hizo un striptease increíble y nos enseñó su coño perfectamente depilado y yo tuve que mirar para otro lado para intentar no subir la erección. Ya estábamos todos desnudos y seguíamos hablando. Las chicas hablaron entre sí y Dani y yo nos pusimos a hablar de las tetas de nuestras novias.

Yo decía que las de Elena eran más firmes y Dani que las de su novia eran más grandes (era evidente) y más duras. Esta discusión la escucharon las chicas y nos dijeron que lo mejor era que lo comprobásemos. Se acercaron las dos y cada una me cogió una mano, yo estaba algo cortado. Con la derecha toque las de mi novia y la izquierda las de Sara. Evidentemente las de Sara eran más grandes pero las de mi novia eran más duras. Estuve poco tiempo y no disfrute de la situación por los nervios.

Ahora le tocó a Dani que ni corto ni perezoso colocó una mano sobre cada pecho de Sara y las magreó bien y luego hizo lo mismo con los de mi novia, las masajeó bien y se notó como su polla empezó a crecer. Las dos tenían los pezones duros por la excitación.

Después de esto, a nuestras novias les apetecía gastarnos una broma y conscientes de que yo estaba sentado frente a Sara y Dani frente a Elena y los sillones eran bajos… decidieron hacernos pasar un mal trago a Dani y a mí, y mientras hablábamos los 4, ellas se abrían de piernas, de tal manera que yo podía observar los labios vaginales de Sara y Dani el de Elena ya que hasta ahora se habían cruzado de piernas y solo veíamos el pelo.

Obviamente nuestras pollas empezaron a apuntar alto. Y las chicas se empezaron a reír. Ya habíamos perdido la vergüenza y Dani se levantaba totalmente empalmado a por hielo y yo a por la coca colas… Así que seguimos hablando un rato y bebiendo. Estábamos bastante bebidos cuando a las chicas les entró la curiosidad de saber lo que medían nuestros miembros. Cogieron una regla de 30 cm y nos mandaron que nos pusiésemos de pie junto a la pared…. Por el alcohol y porque ya llevábamos ya un rato totalmente desnudos, los dos teníamos las pollas morcillonas, así que las chicas dijeron que arreglásemos la situación que así no podían medir.

Nuestra respuesta fue que lo hiciesen ellas… Elena no quería levantarse así que Sara estaba haciendo una paja alternando la mano y las tetas a su novio…. Parece que surgió efecto y Dani recuperó la erección. Sara sacó la regla y midió 19cm de largo y 5cm de diámetro. Ahora me tocaba a mí, pero Elena seguía sin querer levantarse así que le dijo a Sara…”tu mismo”… ella miró a Dani que estaba deseando que saliese el resultado para quedarse por encima de mi… así que le dijo a su novia que adelante…. Cogió mi pene y empezó a hacerme una paja… cuando ya estaba a punto de correrme por la excitación, paró y midió, 17cm y 7cm de diámetro… la prueba concluyó con empate… y empezamos a hablar de si el tamaño importaba, las chicas obviamente opinaban y decían que algo importaba pero que también había que saber moverse y aguantar para hacer disfrutar a la pareja… todo esto, hablando desnudos y Dani y yo empalmados.

El momento más excitante empezó cuando Sara dijo que también hay que saber estimular a la pareja y que el sexo oral es importante, a lo que con la borrachera que llevábamos empezamos a fardar de nuestras parejas. Dani dijo que Sara la chupaba como nadie y que yo no aguantaría una mamada suya ni 3minutos, Elena dijo que yo comía la concha como nadie y que ella también chupaba la polla muy bien. Hasta que Dani dijo… pues hay que comprobarlo… Nos quedamos todos callados… nos miramos y Dani volvió a decir… vamos… si somos mayorcitos… Solo hay que cronometrar.

Yo dije que OK, pero pensando en que cada uno con su pareja… de repente mi novia fue la que me lo aclaró al preguntar quién empezaba si ella con Dani o Elena conmigo y que quien empezaba, los chicos o las chicas. Ya entendí, y como parecía que todos estaban de acuerdo pues perfecto.

Nunca habría podido imaginar esto… estaban siendo las mejores vacaciones de mi vida. Elena tomó la voz cantante y dijo que empezaban ellas haciéndonos la mamada y luego le comíamos el coño a las chicas, y la pareja que perdiese invitaba a la otra a una cena en un restaurante. Es decir, quien hiciese que el otro se corriese antes ganaba, y si había empate. Ni lo pensábamos, creo que ninguno pensaba en la cena… sólo era una excusa.

Nos pusimos Dani en un sillón y yo en otro y las chicas delante de tal manera que yo veía como mi novia se la chupaba a Dani… Yo solo pensaba en la mamada que me iba a hacer Sara y ya estaba empalmado, pero tenía que aguantar para que mi novia fuese más rápida… empezó la prueba y Sara se metió mi polla de golpe, subía y bajaba, luego puso sus tetas sobre mi polla y empezó a subir y a bajar mientras me chupaba el capullo.

Elena estaba disfrutando con los 19 cm de Dani y subía y bajaba como una loca mientras llevaba las manos de Dani a sus tetas y con la otra mano le tocaba los huevos. Era increíble, yo estaba como loco no podía más. Sara empezó a acelerar, succionaba cada vez más fuerte…yo la sobaba las tetas…buff…estaba a punto de correrme cuando Dani gritó…”mierda”.

Eso significaba que había perdido, Elena se incorporó y tenía todo el pecho manchado de la leche de Dani. Esa visión hizo que ya no pudiese aguantar más, cogí la cabeza de Sara y la intenté apartar porque me iba a correr, pero ella seguía y me corrí en su boca… que puta… se estaba tragando todo.. Elena nunca se tragaba el semen y yo lo prefería porque si luego la besaba me daba un poco de asco… me dejó la polla totalmente limpia… se incorporó y yo me fui a abrazar a mi pareja, que me dio un beso y dijo… ahora no me falles y a ganar.

Así que ahora se sentaron ellas y nosotros nos pusimos delante…yo ya estaba otra vez empalmado, Sara había abierto las piernas y la visión era increíble, con el pubis muy depilado, con la línea del bikini… empezamos la segundo parte de la puesta, yo sólo veía el coño de Sara, pero oía los gemidos de mi novia y me ponían más cachondo… chupaba y pasaba la lengua por el clítoris de Sara mientras metía dos dedos por su agujero.

Llevábamos ya un rato cuando oí a mi novia pedirle a Dani que se la metiera más dentro…yo me di la vuelta y vi Dani metiéndole toda la polla a mi novia que estaba a cuatro patas en el suelo, cuando giré la cabeza, Sara se inclinó sobre mi y me tumbó en el suelo, se metió toda la polla de golpe dio un gemido de dolor empezó a cabalgarme. Era increíble, las dos gritaban como locas cambiamos de posturas varias veces, nos subimos en la mesa, en el sillón a cuatro patas.

Mientras mi novia y Dani no estaban quietos y también cambiaban. Elena tenía una cara de viciosa increíble. Yo me senté en el sillón y Sara se metió toda su polla en el coño y me dio la espalda para poder ver como su novio se follaba a mi novia, la visión nos puso a los dos a 100 y nos corrimos al mismo tiempo viendo como nuestras parejas se daban placer mutuamente…ellos no tardaron mucho y quedaron tendidos en el suelo, mi novia se quedó dormida en el suelo cuando Sara parece que quería más y me cogió la polla y empezó a succionar hasta que consiguió ponerme la dura, se metió la polla en el coño y empezó a follarme otra vez.

Pidió a Dani que se acercara y le empezó a chupar la polla hasta que se la puso dura… me pidió que me tumbase en el suelo y se colocó sobre mí, me empezó a cabalgar de nuevo mientras seguía chupando la polla de su novio. De repente Dani se colocó detrás y se la metió por el culo, le dolía pero Dani empezó a empujar y yo sentí como mi polla tenía menos sitio. Conseguimos compenetrarnos Sara se corrió dos veces, yo uno y quedé reventado y Dani no puedo correrse. Nos quedamos tendidos en el suelo.

El resto de los días fueron increíbles. Hemos vuelto juntos un viaje a esquiar y creo que seguiremos viajando juntos.

Deja un comentario

Top

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR