Cumpliendo mis fantasías con mi primo

Hola soy carlos, quiero contar la historia de cómo fue que cumplí mis fantasías con mi primo.

Mi primo Iván es más chico que yo, solo un par de meses, mide 1.75, tiene cuerpo atlético y marcado, siempre quise que me cogiera cómo su puta, me masturbaba pensando en el, pero el no sabía que era gay y yo no sabía que el era bisexual.

Todo comenzó cuando recibí una llamada suya, me dijo que iría a Estados Unidos, dijo que quería despedirse de mi, cuando llegue a su casa, el abrió la puerta, vestía una camisa sin mangas con un pants ajustado, me invitó a pasar, nos sentamos en el sillón a platicar sobre su viaje, en un momento vi hacia abajo, observando su paquete, el se dio cuenta y me dijo:”¿Porque siempre me ves así? ¿Eres gay?” A lo cual conteste: “La verdad, es que si, soy gay”, el me vio con cara de asombro y cuando menos me di cuenta vi que tenía un enorme bulto en su pantalón, lo que me excito muchísimo y se me puso dura, el me ve y me dice: “yo sé que quieres comerte mi verga” y yo le respondí: “¿como adivinaste?”,  El me levanto del sillón y nos comenzamos a besar, nos comenzamos a quitar la ropa mientras nos besábamos, los dos nos quedamos en ropa interior, acto seguido yo lo aventé al sillón y comenzamos a besarnos nuevamente, comencé a bajar dando besos en su cuerpo, lamiendo sus pezones y abdomen, llegue hasta su verga, la cual comencé a besar por arriba del bóxer, después se lo quite y brinco una enorme verga de 18 cm Circuncidada y llena de venas, con unos huevos grandes, llenos de abundante leche. Siempre soñaba con mamarle su verga, era algo que siempre quise hacer, quería que el me tratara como su puta

Sin pensarlo dos veces me metí su verga en mi boca, por dentro explotaba de felicidad porque por fin podía tener su hermosa, rasurada y jugosa verga, la cual casi no cabía en mi boca por tan gruesa que era, pero logré meterla toda, comenzaba besando la cabeza, lamiendo el tronco y metiendo sus huevos en mi boca, haciendo un sube y baja en toda su verga, a veces la metía toda, llego a casi ahogarme de tan gruesa que era, mi primo gemía y se retorcía de placer, me excitaba ver sus caras, me Tomaba del pelo y me empujaba contra su enorme  verga, pero no duró mucho hasta que me dijo que se iba a venir, por lo cual me quita rápidamente y me tomo de la cintura y bajo mi bóxer, saliendo mi verga, un poco más corta que la de el, al rededor de 16 cm, la beso y subió nuevamente a besarme, esta vez juntando mi verga con la suya, comenzó a masturbarnos, los dos estábamos muy caliente, gemíamos, estamos ardiendo de tanta lujuria, después me recostó sobre el sillón tomando mis nalgas, las separa y comienza a acariciar mi ano, acto seguido siento como mete su lengua en el, comenzó a lamer mi culo, yo sentí que iba a explotar de placer por cómo jugaba con su lengua en mi, metió un dedo, después dos y dijo: “ya estas listo para recibir lo que más te gusta” .
Se levanto y tomo su verga, la introdujo lentamente para que no me doliera, pero aún así sentí un poco de dolor, comenzó a envestirme de lento a rápido, sentía que me estaban metiendo un poste de tan gruesa que era, al cabo de unos minutos el dolor se convirtió en placer, sus huevos se estrellaban en mi culo, el soltaba gemidos y me decía: “toma esto, aquí esta tu premio por ser el mejor chupavergas” “esto te ganas por ser un ojo largo” “trágatelo completo, ahora eres mi putita”, me excitaba como me hablaba sucio, yo no puede contenerme y comencé a gemir muy fuerte, gritaba de placer, a lo cual mi primo solo siguió dándome más duro y rápido.
Yo le dije que entráramos a bañarnos para que fuera más excitante, mientras esperábamos a que saliera el agua caliente el me subió arriba del comedor y le abrió de piernas y comenzó nuevamente a penetrarme mientes me besaba, una vez que salió el agua entramos a la regadera, la cual era grande.
El se acosto en el piso y dijo:l”legó la hora de cabalgar vaquero”.
A lo cual yo me senté arriba de se verga y comencé a coger, me ponía más cachondo ver si cara de placer, en el momento el tomo mi Verga y comenzó a masturbarme y solo sentía que me iba a venir, lo cual ocurrió muy rápido, mi semen boto en su cara, lo cual el junto e introdujo en su boca y tragó, dijo: que rica leche, pero más buena la que vas a probar, me levante y volví a mamarle su verga, esta vez le dije que se viniera en mi boca, cuando menos me di cuenta, sentí como abundantes chorros de leche entraban en mi, la cual se quedó en mi boca, el se puso en su boca un poco de mi semen que tenía y me levanto y comenzamos a besarnos, esta vez pasando nuestro semen de boca en boca, nos tragamos los fluidos y comenzamos a limpiarnos, salimos del baño y me dijo: “tienes un rico culo” a lo que le dije: “¿porque lo hicimos?” “¿Que no eres hetero?” Y me respondió: “ soy bisexual” lo cual me dejó sorprendido, nos cambiamos, nos despedimos y mefui antes de que llegaran sus padres.
Actualmente sigo en contacto con el, nos prometimos no hablar sobre eso, además de una futura cogida, pero si llega.a pasar algo, yo se los contaré

Espero que les haya gustado mi historia

¡Valoralo! ¿Qué te ha parecido?

2 votos
Votaciones Votación negativa