Orgía de iniciación

¡Comparte!

Me hizo una comida de culo bestial, me la enterró en el culo, y sin vaselina, el agua de la piscina fue suficiente…dándome la oportunidad posteriormente de recoger en mi boca esa polla gordísima con la que tuve que luchar para tragármela entera. Mientras se la comía yo miraba a Tony que había pasado a sobar las tetas de Vanesa. Después esta se puso sobre su polla y empezó a cabalgar sobre él.

Se aproximaba el cumpleaños de nuestra amiga Juani y mi novio Tony y queríamos prepararle una fiesta muy especial, aunque nunca imaginamos que los preparativos nos cambiarían nuestra relación. Nosotros teníamos una vida sexual bastante normalita, no monótona porque nos gusta experimentar experiencias nuevas, probar aparatos, distintas posturas, películas porno,…pero nunca habíamos estado en la cama con otras personas, aunque a menudo fantaseábamos con ello.

Una vez que habíamos invitado a todos los amigos y organizado la fiesta, decidimos gastarle una broma y nos acercamos a un sex-shop para comprarle un juego muy variado de consoladores y a través de una amiga que trabajaba en una farmacia nos conseguimos varias cajas de viagra. Se acercaba el día y nos moríamos de la risa al pensar en la cara que pondría al ver nuestro regalito.

Nuestra amiga tuvo la gran idea de hacer una estupenda cuerva y disolver las cajas de viagra en ella. Todos nos conocíamos, éramos jóvenes y ninguno tenía problema de salud, por lo que nos pareció gracioso y sabíamos que no tendríamos ningún problema.

Llegó el gran día, nos reunimos en la casa de Jesús, que tiene unas vistas preciosas al mar y una piscina estupenda. La fiesta era un éxito, solo estábamos los más íntimos, Juani y su novio Jesús, Vanesa, la farmacéutica y su marido Carlos y Tony y yo, Vicky. Cenamos, bailamos y la cuerva iba cayendo cada vez más deprisa, estaba buenísima. Vanesa y yo, que sabíamos lo que contenía la cuerva, al principio no queríamos beber, pero sucumbimos a los encantos de esta y no sé si era por la viagra o por efecto placebo (ya que a las mujeres, según tengo entendido, no afecta) yo estaba cada vez más caliente, claro, que a ello ayudaba que a Tony se le había puesto la polla más dura que el acero.

A él se la sentía porque al bailar se ponía tras de mi clavándomela en el culito, pero Carlos y Jesús debían de tenerla igual, como así comprobé más tarde, porque las braguetas de sus pantalones estaban a punto de estallar. Fue entonces cuando Juani propuso un brindis y le pidió a Vanesa que fuera a por sidra. Yo entonces tuve una idea: ¿Por qué no acompañar esa sidra con más viagra? Le dije a Vanesa que yo le ayudaba a traer las copas y en la cocina le comenté mi plan, que le pareció estupendo.

Cuando iba hacia la cocina con Vanesa vi que Tony la miraba lascivamente a ella. La verdad es que no me sorprendía en absoluto, porque Tony siempre se había fijado en ella y la alababa mucho y era comprensible, tenía un cuerpo espectacular. Vanesa es muy morena de piel, tiene una preciosa cara angelical que contrasta con sus insinuantes curvas ya que tiene unas caderas preciosas y un bonito pecho a su justa medida. La verdad es que no me extrañaba porque a mí también me apetecía ver a Carlos, que también está buenísimo con un pectoral marcado y una altura de vértigo casi dos metros de hombre bien hecho y con la guinda de un culo espectacular por no decir que lo que más me apetecía era ver lo que estaba dentro del gran paquete que se adivinaba.

Salimos con la botella de sidra y nos fuimos a la piscina a bebérnosla donde la mezcla de cuerva y sidra se manifestó. Vanesa tiró a Jesús a la piscina y este dijo ¡Con tanta ropa no puedo nadar! Y ni corto ni perezoso se la quitó toda quedándose en bolas dentro de la piscina. Tanto viagra había hecho su efecto tenía la polla más tiesa que un mástil y todas nos quedamos sorprendidas porque era la polla más gorda que yo jamás había visto, no era tan grande como la de Tony pero era gordísima.

Desnudo como iba salió de la piscina y nos empujó a todos dentro diciéndonos ¡Ahora a nadar con ropa si podéis! Carlos y Tony no tardaron mucho en desnudarse, nosotras estábamos un poco más cohibidas. Yo me quité el vestido pero me dejé el sostén y las bragas, haciendo Juani y Vanesa lo mismo, hasta que Carlos dijo: ¡Aquí o todos moros o todos cristianos! Y se lanzó a por nosotras una por una quitándonos los sujetadores. Yo intenté resistirme pero con el ajetreo, aunque en verdad no sé si fue a propósito, una vez consiguió quitármelo posó sus grandes manos sobre mis pechos excitando todo mi cuerpo.

Tony viendo la escena también se lanzó a Vanesa diciendo: “También tienes que quitarte esas braguitas y buceó quitándoselas y posando después sus labios sobre su coñito. Aunque no estuvo así mucho tiempo porque se ahogaba bajo el agua, porque si no le habría hecho una buena comida de coño. Jesús también nos quitó las braguitas a Juani y a mí. Entonces me cogió y me sacó de la piscina quedándose él dentro. Yo en principio pensaba que me esperaba una comida de coño pero me volteó dejando mi culo al aire y llamando a mi novio para que se pusiera al lado.

Entonces me hizo una comida de culo bestial, me la enterró hasta los huevos en el culo, y sin vaselina, el agua de la piscina fue suficiente…dándome la oportunidad posteriormente de recoger en mi boca esa polla gordísima con la que tuve que luchar para tragármela entera. Mientras se la comía yo miraba a Tony que había pasado a sobar las tetas de Vanesa. Después esta se puso sobre su polla y empezó a cabalgar sobre él. Carlos y Juani también hacían lo propio, ella se la estaba chupando. En ese momento a mi Carlos me pareció irresistible, así que dejé la polla de Jesús, me fui hacia ellos y puse mi coñito a la altura de su boca y empezó a hacerme una gran comida.

Jesús al que yo había dejado solo, se acercó a Tony y Vanesa y le metió su polla en la boca de esta. Yo no podía aguantar más, saqué la polla de Carlos de la boca de Juani, lo tumbé y me metí su polla de una sola clavada en mi húmedo coño.

Los gritos, gemidos y alaridos debían oírse a 500 metros a la redonda, nadie dio paz a nadie…era realmente una verdadera orgía…Terminamos todos en medio de la piscina para bajar un poco la calentura…Pero luego la seguimos…

Eso es otro relato…

Autores: Parejaligh

¡Valoralo! ¿Qué te ha parecido?

Escrito por Marqueze

¿Te gustan nuestros relatos? No olvides compartir y seguir disfrutando :P

Un comentario

Dejar un comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.