Sigue mi mujer intentando su embarazo

Parejas Liberales, Infidelidad Consentida. Buscando el embarazo de la manera más viciosa.


Bueno como os dije en el anterior relato la noche que había pasado Rafael en mi casa no habían follado, ella se quedó dormida de las folladas que le había dado.
Aprovechando que era sábado nos fuimos a ver a sus padres, íbamos a comer con ellos, su hermano comiendo me dice, “cuñado, dale fuerte, a ver si me traéis un sobrino ya, cojones”.

Ella dijo en eso estamos quizás dentro de poco damos una sorpresa.

Sobre las cinco me llama Rafael preguntado que donde estábamos que había comprado todo para irnos a pasar el fin de semana a su finca ya que el Lunes también era fiesta y así tenía más tiempo para cubrir Amalia.

Nos despedimos y fuimos para la casa para preparar lo nuestro. Ella dice “¡que bueno, dos días completos follando!”.

Rafael llego al rato, tocó el claxon, nos montamos en su todo terreno, y cuando vio a Amalia con su pantalón corto, el buen culo y una camisa blanca sin sujetador se quedo boquiabierto. En un principio para no dar que hablar yo me subí delante con él, dice no se si aguantaré  llegar así hasta la finca y cuando se retiro del pueblo unos dos kilómetros se apartó y dice

– Conduce tu que yo me voy atrás con ella. Yo sabía como llegar a la finca, y no hizo nada mas que subirse y subirle la camiseta y empezarle a comerle las tetas, ella se dejaba hacer y yo de reojo, miraba por el espejo lo que se cocía detrás. Vi que ella mientras tanto le había desabrochado la bragueta y le había sacado la polla, que estaba masturbando, mientras él decía.

– que tía,que tía más ardiente, tienes esto que es una mina.

Diciendo esto, ella bajo la cabeza y empezó a chupársela y el le apartó un poco el pantalón y empezó a acariciar el clítoris y a jugar con los pelos del chocho, la pila estaba cada vez mas grande, el metió un dedo dentro del chocho y comprobó que estaba empapada ya habíamos entrado al camino que tierra de la finca quedaba todavía unos 3km al cortijo, yo que iba empalmado como un burro, le dije que iba a parar a orinar, me salí de coche y me puse a lo mio, cuando me doy cuenta mi mujer se había bajado del coche, también se había bajado el pantalón hasta las rodillas y Rafael lo mismo. ¡Se la estaba metiendo por el culo! ella decía joder no puedes esperar a que lleguemos, no antes de llegar te hecho el primero fijo,yo me quedo mirándolos y me acerco y le pongo a mi mujer mi polla en la boca, al rato veo que se la saca del culo y se la mete en el chocho y a la segunda se queda pegado a ella con toda dentro, diciendo aquí tienes leche condensada,mi mujer grita de gusto,diciendo que la leche estaba hirviendo que le estaba quemando en la matriz, el decía lo que te estoy es preñando como una yegua en celo, eso es lo que yo quiero semental que preñes a tu yegua, yo aproveche una vez se quito él me puse yo y se la metí por el culo y me corrí rápido, ella se limpió y continuamos hasta la finca.

Al llegar, vimos que nos recibió un muchacho de unos 25 años, moreno de sol, bastante fuerte, no alargó la mano para saludarnos, Rafael dijo que era mudo, mejor para todos, nos ayudó a dejar las maletas en los dormitorios y vi que disimuladamente la de mi mujer se la llevó a su dormitorio aunque mi mujer seguía a mi lado, ella quería asearse, darse su ducha, y me dijo:

– cariño, yo voy a ducharme, si quieres vete con Pepe, el guarda, a ver los caballos, ¿no Rafa?, a lo que él contestó:

– Si vale, yo mientras voy a la cocina y preparo un poco de jamón y embutido que he traído y tomamos un aperitivo antes de comer.

Yo me fui con Pepe que por gestos tenía que llevar a un semental a cubrir a unas yeguas que estaban calientes, yo con esa frase me acordé de lo que dijo Rafael que iba a cubrir a mi mujer, Pepe me dijo en un cuaderno que llevaba en el bolsillo, que usaba para decir lo que quería, que si la mujer que venía con nosotros era un ligue porque estaba buenísima, que se había puesto cachondo al verla, yo le dije que si quería follársela, el dijo que no que era para su jefe y para mi, le dije que quizás se la follaría hoy antes que nosotros y se quedo sorprendido, le dije entonces que iría por ella, para que vea como monta el caballo a la yegua, y así lo hice fui a por ella, pase por el salón y me encontré con Rafa que me dijo “¿donde vas?” y le dije a que por Amalia a que vea como monta el caballo a la yegua, se empezó a reír y dijo “Eso, que ahora voy yo para ya y voy a hacer lo mismo yo con ella”.

Estaba con su albornoz blanco puesto en cueros y abierto y se estaba sacando el pelo llegue por detrás cogiendola desprevenida. Se asustó un poco, le dije

–  Ven conmigo que vas a ver follar un caballo con la yegua,

– Si vamos, pero eso me va a poner muy cachonda, nene.

Nos fuimos y ya estaba el caballo haciendo intento por montar a la yegua, Pepe el mudo, hizo de manporrero. Cuando le metió la polla a la yegua, que empezó a relichar, Amalia se puso la mano en el chocho y empezó acariciárselo, le dije “ten cuidado que te esta viendo el mudo”, ella dijo “que pasa si tiene buena polla me puede follar el también, egoísta ¿que mas da?, pues estábamos entusiasmados con la escena. El chaval parecía nervioso, porque le estaba viendo a mi mujer todo el chocho. A esto que se presentó Rafa y sin mas preámbulo abre más las piernas y se la mete por el chocho de un golpe, y empieza a hacer lo que hacía el caballo, ella relinchaba también como la yegua. Yo me acerque a ella y le puse la polla en la boca y empezó a chupármela y el chaval se la saco y empezó a menearsela, entonces Rafael haciendo alarde de buen semental, se la sacó a mi mujer y de cachondeo le dijo “luego dentro de un rato te doy más”, se volvió a ir metiéndose su polla en el pantalón, entonces le dije a Pepe “Venga, métesela tu y calla ”

Ella que estaba con el culo en pompa, notó que le entraba otra polla, miro y vio que era el mudo, se saca mi polla de la boca y dice

– Cari, ¿te has dado cuenta la herramienta que tiene el mudi cabron?! Es una polla algo mas chica que la de Rafa pero también esta muy bien… dios, que buena… dile por señales que se corra en mi culo que en mi chocho no se corre nada más que tu y Rafa para preñarme

El chaval así lo hizo, no antes de que yo me tumbase en una paca de paja, ella se subió encima mía y se metió mi polla en el coño y Pepe se la enfilo por el culo y empezamos a darle fuerte hasta que nos corrimos los dos, ella tubo su corrida también. Rafael que desde lejos lo vio todo dijo

– Bueno ahora ya la habéis follado vosotros ahora me toca a mi, ve para aquí y chúpame! la tia caliente que es,  veras como te jodo yo , iros vosotros con los caballos, que quiero estar solo con ella.

Y así lo hicimos nos fuimos al salón a tomar una copa y comer unas tapas mientras que Rafael se la estaba follado sin piedad, oímos en la sala del lado un grito muy fuerte

– ! ay, ay que gusto madre mía ay ayyyyyyyy me vas a partir, dame fuerte semental

A mi mujer se le escapó decir también:

– Esto es polla y follar, no lo de mi marido.

Como el mudo oía, me apunta en un papel que sí era mi mujer, yo era un cabrón, le dije

– no te pases ni mijita tu a callar y cuando queramos de aquí al lunes podrás follártela otra vez

Mi mujer seguía gritando hasta que oímos a Rafa decir toma,toma leche pedazo de puta caliente de voy a llenar de leche unas pocas de veces, y así lo hicieron durante los tres días ya follaban en todos lo sitios hasta en la cuadras. También se la follo Pepe y esta vez por el chocho pero le echó la leche fuera, solo quería la de Rafael para embarazarla.

El lunes por la noche volvimos a casa todos agotados, incluso Rafael dijo que iba a descansar un par de días.

Yo me fui de viaje y volvería el Viernes, ella me dijo que en los días que hemos estado en el campo le ha pillado la ovulación y quizás con suerte estaría embarazada. Le dije

– Hazte la prueba con un predictor y ya me cuentas luego.

El Viernes cuando volvía, sobre las 10 de la noche, paré a echar combustible a unos 50 kilómetros antes de llegar y llamé a mi mujer para ver si sabia algo y me dijo

– Cari, cuando llegues te lo cuento, además está al llegar Rafa, que se va a venir a dormir hoy también conmigo, porque le dije que te habías ido de viaje y se vino para que no estuviera sola y de paso ya sabes, a follarme a todo pasto. Mira que morbo que hasta me ha follado con la cabeza metida en la lavadora y también tendiendo la ropa, menos mal que no había ninguna vecina.

Cuando llegue abrí la puerta de casa seria cerca las 11 pm y me los encontré a los dos en pelota jugando a las cartas, yo le dije

– que, ¿como os habéis portado?,

Ella dice:

– No cari, solo acabamos de echar un polvo hace un momento. Mira mi chocho. La miréy vi como le salia entre los pelos la leche de Rafael y él, con la polla floja goteando por la punta.

En fin dijo mi mujer

– Ahora que estamos los interesados os digo que estoy embarazada gracias a este pedazo de macho semental que tengo, y gracias a ti, maridito por consentirlo y haberme hecho la mujer mas feliz del mundo.

El resultado de todo esto es que parío mellizos, dos varones, y le pusimos Juan y Rafael como su padre biológico.

En la actualidad tienen ya 6 años y el tito Rafael como le dicne los nenes, viene a verlos día si y día no y de paso se folla a la madre,  que ya esta pensado que vayamos a por una niña, ya veremos.

La familia todos muy contentos los titos y abuelos tanto de mi parte que por la de ella, hasta me dicen

– Cojones tarde pero ciert:o un buen taponazo le pegaste cabrón a la Amalia.

Yo por dentro me rio y digo cabrón pero cabrón… más cuernos que un saco de caracoles

Espero comentarios sobre mi relato a ver que os parece, gracias.

¡Valoralo! ¿Qué te ha parecido?

0 votos
Votaciones Votación negativa

Escrito por MURGIS

ESTE ES EL COÑO DE AMALIA MI MUJER VACIANDO LA LECHE Y MEANDO CUANDO SE LA FOLLAN

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *