Trio gracias al messenger (II)

¡Comparte!

Esta es la continuación del relato que empezó mi marido y que por razones varias he decidido seguir yo.

Cuando el video llego al final ya estábamos como locos Blaze y yo pues salvo la mamada que me diera mi dulce reina mientras era masturbada por nuestro amigo se podría decir que aunque hasta ahí la noche era muy intensa nosotros aun no empezábamos.

Claro que esto no duro mucho ya que ella se arrodilló en la alfombra y empezó a chuparnos alternando entre la pija de Blaze y la mía, y lo hizo con mucha maestría lo que sumado a la calentura que teníamos nos puso a ambos al borde de acabar “quiero bailar con los dos” pidió mi esposa y nos paramos y me puse yo frente a ella mientras el estaba a su espalda.

Acabo de tomar el control de la maquina para seguir yo con el relato ya que mi maridito es medio pavote para escribir, antes saludo a los lectores, hola soy Adox.

Como él les contaba nos pusimos a bailar teniendo yo frente a mí a mi gordo y atrás a nuestro reciente amigo el que con sus manos sobre mi vientre y apoyando su hermosa pija ( y cuando digo hermosa me refiero a que no solo era grande, era además hermosa apetitosa y se sentía muy rica) en mi cola mientras me mordía una oreja y me decía que le encantaba estar en ese momento apretándome junto a mi esposo.

No necesite mucho para estar nuevamente flotando en una nube y sintiendo crecer el fuego dentro de mí ya que la sensación de estar entre dos machos y sentirme su juguete me embargaba todos los sentidos.

Esa estaba siendo la noche más especial de mi vida, les cuento que cuando conocí a mi marido solo hacia un mes que había dejado de ser virgen y eso había sido un solo polvo intrascendente por lo que hasta ese momento mi gordito había sido el único hombre en serio en mi vida, durante nuestros diez años juntos fuimos creciendo y experimentando sin tabúes ni preconceptos casi todo como el ya les contó y este encuentro con Blaze era para nosotros la posibilidad de hacer todo lo que durante años imaginamos y vimos en muchísimas revistas y videos ( todo tipo de videos).

Ya habíamos practicado y jugado con las manos y el fisting es una de las “barbaridades” que más disfruto, por lo que habiendo este asunto sido tema de los mails que habíamos intercambiado con blaze estaba claro que seria una de las primeras cosas a realizar, por lo que después de ese inicio estaba lista y lanzada para hacer de todo.

Y eso empezaron a hacerme, mi marido me apretó fuerte un pezón y me dijo al oído “estas disfrutando putita” “si carbón y no se que me gusta mas si lo que vos y el me hacen o el hecho de que vos veas a otro hacerme estas cosas”, y el que desde atrás había deslizado sus manos sobre mis pezones empezó a apretar y lo hacia realmente fuerte lo que me provocaba oleadas de placer, mi marido agarro entre sus dedos los dedos de Blaze y le dijo mirándome con una sonrisa “yo te enseño como el gusta que lo hagas” y apretó mas fuerte aun lo que me hizo retorcerme de dolor ” eso es todo lo que aguanta esta putita” le pregunto el “cuando chateabamos decías que era la mas trola y que aguantaba mas” yo solo gemía y sentía que mi concha estaba ardiendo y sentía también como mis pezones latían y ardían.

“retorcérselos mientras los aprietas” le dijo mi esposo a Blaze y yo aunque ya empezaba a sentir que el dolor era mas que el placer estuve a punto de quejarme pero solo alcance a decir un aghhhh que ellos entendieron como consentimiento y apretada entre ambos sentí como uno en cada pezón me apretaba y retorcía como jamás me había hecho mi marido en todos estos años, así siguieron durante un buen rato alternando estos pellizcotes con fuertes mordidas y asta algunos chirlos en mis tetitas que las pusieron coloradas y duras y que me dejaron muy adolorida pero increíblemente excitada.

Después Blaze dijo que esperáramos un momento y volvió con dos velas coloradas y me recostaron en el piso y me luego de encenderlas y darle una a mi esposo empezaron a dejar caer las ardientes gotas de cera sobre mis maltratadas tetas y sobre mi panza lo que me provocaba oleadas de dolor y placer que me hicieron retorcer y cuando llegaron a mi conchita colocaron las velas a no mas de cinco centímetros y se deleitaron con su juego lo que a mi me puso a mil, y ahí decidí tomar el control del asunto yo.

“bueno mis machitos” les dije “ya han disfrutado de mi cuerpito y me han hecho lo que se les ocurr

ió, ahora me toca a mi” y los hice acostar en el piso y con las dos velas me regodee dejando sus pijas literalmente coloradas y recubiertas de cera cosa que los puso al borde de acabar “ahora vamos al baño que quiero lavarlos” y Blaze nos guió y una ves ahí nos dedicamos a sacarnos las escamas de cera que los tres teníamos encima y yo quise aprovechar para hacer mis necesidades ” chateando me decías que te gustaban los juegos de lluvias ahora si quieres podemos hacerlo” le invite “dale puta meame” me pidió Blaze y se puso en el piso del baño para recibir mis efluvios yo fui y para sorpresa de él y también de mi marido me senté en su cara y le tape la nariz ” abrí bien la boca putito” le dije y empecé a mearle la boca haciendo que se tragara buena parte de lo que salía de mi interior.

después de este momento tan guarro y bizarro fuimos a su pieza y nos recostamos en la cama en donde nos enredamos en una madeja de cuerpos, el aroma a sexo era intenso y complementaba la escena de fuerte erotismo que estábamos viviendo, me chuparon y recorrieron con sus lenguas y sus manos y los chupe y recorrí a ambos, y le dedique mucho mas tiempo y atenciones a Blaze que a mi marido por obvias razones ( a él lo tengo siempre y además así el disfrutaba de verme).

La pija de Blaze era comparada con la de mi esposo bastante mas grande y gruesa lo que estimulaba a mi esposo de manera especial y mientras yo se la recorría con mis labios él me decía “que puta te ves mi reina con esa pija en tus labios y enseguida todo eso te lo van a enterrar en el culo” “si papi, queres que me trague esta verga por el culito?” “si siiiiiii” decía el mientras miraba absorto lo que yo hacia, y lentamente me fui subiendo en nuestro amigo y quedamos en un 69 glorioso que mas que 69 fue como el del chiste y hicimos un 72 ya que el aprovechó para, mientras me chupaba la conchita, meterme tres de sus expertos dedos en ella y me masturbo de manera gloriosa haciéndome tener un tremendo orgasmo de esos que te parecen una descarga eléctrica de mil voltios recorriendo todo el cuerpo.

“Ahora te vamos a coger yegua” dijo Blaze “ven a ayudarme a cogerme a tu esposa” “que rico poder clavársela en el culo con tu ayuda” “que queres que haga?” le pregunto el ” ponla en cuatro patas y abrirle bien los cachetes” y mi marido siguió sus indicaciones y me puso así totalmente expuesta y ofreciéndole mi agujerito ” ensalívale bien el agujerito” le indico y el se puso a lamerme y a llenarme de saliva a la ves que también humedecía sus dedos en mis jugos “para, ese juguito es para mi” le dijo y mi esposo se quedo así medio cortado y sin saber que hacer ahí intervine yo ya que el juego podía ser aun mas morboso “lubricale la pija con mis jugos” le pedí ya que acababa de tener la loca idea de ver a mi marido tocando esa pija ” sentí con tus manos lo que queres que me meta cabrón” mi marido seguía ahí medio sin saber que hacer y Blaze tampoco atinaba a hacer nada “dale mi amor, te calentó verme mientras lo chupaba o mientras me cogía con su mano?” “si claro estoy volando de calentura” ” y bueno dale ahora dame el gusto a mi quiero verte agarrándole la pija” y el tímidamente empezó a lubricar la verga de nuestro amigo y eso me puso a mil era un simple experimento de una idea que se me acababa de ocurrir pero quería ver mas, me agarro como una fiebre quería mas necesitaba mas ” quiero sentir esa pija dale” y el me apoyo al cabeza en mi orificio anal y sentí como presionaba y sentí un fuerte dolor cuando a la segunda envestida entro todo la cabeza en mi dilatado y lubricado culito, y si bien estoy bastante acostumbrada a recibir placer anal por los dedos y la pija de mi marido y aun por algunos juguetitos que tenemos la verdad es que esa cabezota latiendo en mi culo mas la ansiedad y la certeza de que todavía quedaba mucho por entrar se conjugaron para producirme esa combinación de desgarrador dolor y profundo deseo de querer mas y no tardo mucho en envestir nuevamente y entrar aun mas y me parecía que ya estaba en mi garganta, me sentía llena, plena, a punto de reventar. Parecía que me iba a partir esa pija me estaba matando y me estaba gustando, con una mano tantee para agregarle al placer que sentía el saber cuanto había entrado y con sorpresa descubrí que mas de la mitad de esa pija estaba afuera aun “papito me esta partiendo el orto este hijo de puuuuu…” no pude seguir ya que una nueva estocada hizo que entrara aun mas y con mi mano que seguía tanteando sentí que ahora si había entrado bastante y sentí como me expandía y l

a sensación era tremenda creía que me moría de placer y dolor y hasta creí que no lo aguantaría ” así dale, dale, que rico como te la están dando putita mia” “metesela toda” le alentó mi marido a Blaze “si siiii siiiiiii…” gemía yo mientras sentía que explotaba ” que rico puta como me encanta tu culo es lo mas rico que he sentido” “dale dale dasela toda” alentaba mi esposo, y yo sentía que ahora las estocadas eran mas profundas ya que ahora el entraba y salía y mi culito ya estaba adaptándose a ese taladro y el dolor era solo el condimento del placer y convertía a ese placer en algo increíblemente maravilloso, y empecé a sentir como a cada envión llegaba mas adentro y se enterraba literalmente en mis intestinos los que sentía a punto de reventar y empecé a sentir un tremendo deseo de evacuar mientras mi esposo se masturbaba y seguía atentamente el espectáculo de la pija de Blaze entrando y saliendo de mi colita ” mi amor que rico como me gusta verte así, sos mi puta mientras mi esposo se masturbaba y seguía atentamente el espectáculo de la pija de Blaze entrando y saliendo de mi colita ” mi amor que rico como me gusta verte así, sos mi puta, que rico” “guacha, yegua cabrona que rico culoooooo” exclamaba nuestro nuevo amigo mientras seguia bombeándome cada vez con mas energía y mas profundamente ” hermano esto es genial estoy enterrándome en la mierda de tu esposa, es una puta asquerosa” y si yo sentía como se estaba enterrando en el contenido de mis intestinos y esa sensación se sumaba al placer y al dolor poniéndole un toque de morbosa trasgresión a todo lo que estábamos haciendo ” si hijo de puta te estoy cagando la pija” exclame ya que en esos momentos todo hasta hablar y decir esas barbaridades me calentaba y empecé a acabar sintiendo que me deshacía “te voy a llenar de leche putaaaa” dijo el y se clavo en una tremenda estocada y yo sentí como su verga se hinchaba aun mas y sentí como su leche ardiente se derramaba en mi cola.

Cuando nos fuimos calmando y lentamente el se fue retirando me di vuelta (aun adolorida y con el culo ardiendo) y vi su verga toda enchastrada con la mezcla de mis jugos y excrementos mas su leche y imagine como seria chuparla y como sentí que mi corazón latía muy fuerte y que mi marido me miraba con un perverso brillo en los ojos rápidamente descarte la idea ya que ese era un limite que por cuestiones higiénicas y de salud por ahora no estaba dispuesta a cruzar.

Nos duchamos en medio de risas toqueteos quejidos ( quede realmente adolorida) y luego de tomar un café nos fuimos con mi marido y quedamos con la promesa de que en la próxima la cosa seria aun mas fuerte.

Al llegar a casa mi esposo seguía caliente y con ganas de guerra pero ya eran las 6 de la mañana y yo estaba destrozada así que el tuvo que esperar casi tres días para poder hacerme el amor nuevamente Adox

Autor: highbangs

highbangs ( arroba ) hotmail.com

¡Valoralo! ¿Qué te ha parecido?

Escrito por Marqueze

¿Te gustan nuestros relatos? No olvides compartir y seguir disfrutando :P

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.