El ángel de la clínica y las locuras de un medico

Hetero. Para mi sorpresa me encontré con la medico más linda que yo he visto..

Hola espero que les guste este relato es que me sucedió con la linda doctora.
Bueno todo empezó cuando me llamaron a trabajar a la clínica soy médico de 30 años, ese día me llamaron para hacer un turno en la horas de la tarde, no conocía a nadie, solo que era el médico de observación, mientras estaba laborando fui a saludar el médico de consultorio para ver con quien me había tocado y por cierto también para preguntarle una duda del sistema, para mi sorpresa me encontré con la medico más linda que yo he visto ella muy sexi fina y delicada mientas me presentaba y le preguntaba a cerca de la duda, ella se arreglaba la bata y se veía un escote de sus pechos hermosos, el cual me cautivaron al instante, de manera muy atrevida me quede mirándola el cual ella no sé si dio cuenta o no ella siguió como si nada. Bueno me presente y ella me dijo el nombre de la que se robaría mi corazón.
Ella es una mujer de baja estatura con el color de pie blanca, ojos negros cabello negro liso hasta la mitad de su espalda con unos labios finos un rostro angelical, es de esas mujeres que tú no sabes cómo decirles que no, con un cola perfecta redonda y unas piernas gruesas macizas, que a todos los hombres de la clínica los tiene locos desde el gerente los especialistas hasta los porteros tienen que ver con ella. Es un ángel
Por otro lado yo soy un hombre de mediana estatura más bien bajo 1.65 moreno de cuerpo grueso buenas piernas y un ego tan grande como el océano. Labios gruesos ojos pequeños una mirada de pícaro.
Bueno volviendo al relato, trascurrían los días. Yo siempre me la encontraba por todos lados seme iban los ojos detrás de esa cola hermosa, un día ella salía del turno de urgencias y yo le recibía el consultorio, no sé por qué, pero le dije que era la mujer que me volvía loco sus ojos su mirada y le pedí de atrevido un abrazo, para mi sorpresa ella accedió mientras yo le acariciaba su cara, y me moría por besarla ella solo me decía, “ niño tu eres malo” nunca se me va olvidar la expresión que tenía en su cara es difícil describirla era una aceptación pero no me dejaba besarla que rabia.
Pasaron los días y yo decidí ser un poco más agresivo en mis intenciones en cual ya nos hablábamos por celular y ella aceptaba mis insinuaciones de poseerla ella me decía estás loco, de esa manera la perseguía en hospitalización donde la acechaba con caricias sensuales a su entrepierna. Ya no aguantaba más quería besarla pero la pequeña angelita no se dejaba. Demás que fui al siguiente día al recibir el consultorio y hay estaba ella solita era la hora y por fin le di esa gran beso que tanto deseábamos, fue el éxtasis en los labios en el corazón, en mi sexo sentía los latidos de mi corazón en mi pene que estaba a punto de estallar dentro de mis pantalones ya no aguantaba más la deseaba y ella solo salía con esas frases chistosas “he y que te pasa, contrólate pero con una cara de cómplice” , se tenía que ir a trabajar a a otro lado y yo tenía pacientes que atender de esa manera se despidió, con un gran beso. Al siguiente día yo decidí que de ese día no pasaba ella tenia que ser mía llegue muy temprano y hable con un compañero queme cubriera la tarde para así poder evadirme y estar a solos con ella, le dije a ella que esta tarde saliera con migo ella me dijo que si, yo estaba muy ansioso como ha eso de las 4 pm nos encontraríamos en su casa yo daba vueltas como loco y la llamaba desesperado pero ella me dijo estas palabras el cual me llenaron de confianza y me daban confirmación de que ella nos s echaría para atrás “he y tranquilo yo no soy faltona” jajajajajja para mi sorpresa era yo el lento. Llego la hora fui por ella a su apartamento donde decidimos dejar la moto. Por eso de que ella tiene su novio y yo mi novia, ella me pregunta que a donde vamos
Yo haciéndome en pendejo le dije
A comer
Me contesto acabo de comer
Le dije a tomar unas cervezas
Me dice yo no tomo
De manera que estaba desarmado pero por eso que siempre he dicho que la mujer fina le fascina en burdo le dije:
“al único lugar que se me ocurre llevarte es a un hotel”
Ella me dice es lo único que se ocurre, tan pendejo ella me quería comer y devorar y yo dando vueltas, con aquella vos angelical me dice llévame aun lugar donde no me toque bajarme del taxi y entran el público, de esa manera fuimos a un lugar muy acogedor, cuando entramos le di el mejor beso de mi vida a una mujer prohibida, comencé acariciarla haciendo que ella de erizara, toque sus lindos pechos estaban de punta sus pezones, quite su camisa el sujetador, y beso toda su espalda disfrutando del mejor aroma que sentido en una mujer, deseo y excitación, era lo que se podía percibir en el ambiente, me quite la camisa el cual ella también me besaba el cuello la gira suavemente mientras nos veíamos en el espejo le quite le jean que sorpresa tenía una brasilera azul clara que dejaban ver sus enormes y redondos glúteos también me quite los jean y el bóxer la forma come ella miraba mi pene me decía que le fascinaba, después ocurrió la imagen que nunca me borrara me miente quite muy delicadamente su hilo y mientras lo quitaba de su entrepierna se escurría de su vagina un hilito de lubricación se extendió mas o menos unos 10 cm que delicia esa mujer se derretía en mis manos y yo por ella, la termine de desnudar y nos recostamos en la cama icemos el amor por 4 horas espectaculares sin descansar fue un especulo cada orgasmo de ella fortalecía mi verga a tal punto que no podía tener una eyaculación pero era tanto mi deseo que al final cuando estábamos en clímax mas alto largue todo mi semen dentro ella en ese momento sentí apretones de su vagina en mi pene el cual exprimían toda mi verga,
Este fue el inicio de una corta pero muy rica historia que otro día se las contare

¡Valoralo! ¿Qué te ha parecido?

0 votos
Votaciones Votación negativa

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *