Últimas historias

  • lucrecia esclavos

    LUCRECIA Y SUS ESCLAVOS

    Mi segundo marido y esclavo, Joaquín, (el primero fue Fredy, ver relatos previos) me llevaba 15 años. Nos habíamos conocido en una convención, y enseguida noté su mirada extraviada sobre mí. Cuando nos presentaron, enrojeció. Era un hombre de tamaño mediano, unos 20 cm. más bajo que yo, regordete, con unos grandes mofletes, que rondaba […]

  • puta suegra

    Puta de mi suegro

    Hola. Quiero contarles la hermosa infidelidad que estoy viviendo, que me éxita, emociona, y de la cual no me arrepiento ni un poquito. Me presento, soy Carla, vivo en Mendoza, Argentina. Tengo 35 años, soy casada con Javier, y tenemos una hija de 5 años. Soy morocha, mediana estatura, con un cuerpo bastante normal: lolas […]

  • el suegro

    Mi suegro

    Mi suegro me enseñó el sexo de verdad y me convirtió en su esclava sexual. En ese entonces yo tenía 18 años y tenía una hermosa figura delgada con el pelo bastante largo, mis padres siempre me decían que tenía el cuerpo de una modelo. Tengo senos pequeños y una linda cola. Ya a esa […]

  • mama novio

    LA MAMA DE MI NOVIO

    Me encontraba en cama, chupándole el pene a mi novio, me encanta hacerlo estar en medio de sus piernas bien abiertas y jugar con sus testículos, de vez en cuando con mi lengua lamerle su ano, pero lo que más me gusta es comerme su semen, aunque de vez en cuando dejo que los chorros […]

  • suegra vecina

    MI SUEGRA Y MI VECINA.

    Recordaran que a pesar de que mi suegra es una mujer de 84 años mantenemos relaciones desde hace casi 5 años (leer la memorias de Jai). Como recordaran también les he contado en de ligue con maduras las relaciones que mantengo con 4 amigas de mas de 75 años cada una y que una de […]

  • pollon tio

    El pollón del tio de mi esposo

    Parece una locura pero es así, me enloquecía su polla grande y dura. Un pollon. Mas que la de mi marido. Así que fuimos de paseo en motocicleta. Mis tetas grandes y lecheras, como veis, siempre atrajeron a los hombres, yo me mojaba viendo como se excitaban, ya de pequeñita. Por lo tanto, en el […]

  • playa nudista

    Historias en playa nudista; La nuclear

    Esta playa está situada en una zona recóndita, a unos kilómetros de la ciudad de Tarragona, rodeada de una central nuclear, el acceso es complicado, en consecuencia es bastante selectiva. La primera ocurrió un domingo de hace algunos años. Me encontraba prácticamente solo en una zona apartada de la playa, el día era gris y […]

  • Te como y me cuento 20

    Amor Filial Hetero, madre, hijo. Haciendo un parchís y perdiendo prendas madre e hijo se excitan de tal manera que terminan dándose una fiesta fantástica.

  • El secreto de Charo y su amiga

    Amor Filial Hetero. Mi vecina Charo es viuda y está embarazada. Es madre de un bebé precioso de once meses y de Dani, un chico de 20 años, muy lindo también, pero que por un problema que tuvo al nacer tiene un pronunciado retraso mental y pese a su cuerpo de hombre bien formado y […]

  • Mi culpa

    Amor Filial Hetero, madre e hijo. El diario íntimo de una mujer revela la evolución en las relaciones con su hijo, hasta contar el momento en que se acuestan.

  • La partida de parchis.

    Infidelidad, Amor Filial Hetero, Estábamos en casa mi novia y su madre, mamá y yo, discutiendo los preparativos de las vacaciones, era la primera vez que nos íbamos de viaje mi novia y yo, los dos solitos, sin nadie que nos molestara, y eso a muy pesar nuestro no era del agrado de mi futura […]

  • relato castidad

    Fin de la castidad forzada

    Infidelidad. Me llamare Juan, y tratare de narrar lo más fielmente posible lo que me ocurrió y como.

Las suegras son como dicen por ahí nuestra segunda madre, claro está siempre y cuando seamos buenos son sus hijas. Pero hay ocasiones en las cuales nuestras suegras pueden llegar a convertirse en algo más que nuestra segunda madre.

Todo llega a comenzar cuando nuestra suegra comienza a atendernos mejor que nuestras esposas, es decir, sus hijas. Comienzan a estar pendientes de todas nuestras necesidades y hasta son capaces de no dejar que sus hijas cumplan con sus principales funciones de esposa en la casa.

Relaciones sexuales con la suegra

Muchas veces cuando nuestra suegra vive en nuestra casa, ya sea porque no quiere sentirse sola o simplemente porque su hija no termina de adaptarse a la vida de casada, puede llegar a suscitarse una situación muy embarazosa, sobre todo su tu suegra es una mujer aún joven y atractiva.

En estos casos puede llegar a suceder que sea tanto el acercamiento que llegues a tener con tu suegra, sobre todo si tu mujer trabaja en la calle, que puedan llegar a ser de alguna forma confidentes. Ya sea que ella comience a contarte lo mal que se siente, ya sea por soledad o porque no se siente satisfecha con su esposo con el que lleva muchos años.

Es en estas situaciones cuando puede llegar a surgir la camaradería a través de la cual lleguen a buscar el consuelo mutuo, ya que posiblemente tú también tengas problemas con tu pareja. Y esto hará que tanto tu suegra como tú lleguen a sentirse atraídos en la búsqueda de soluciones a sus problemas.

Muchas veces puede llegar a ser normal que te sientas atraído hacia tu suegra, pues puedes llegarla a ver como a tu esposa pero con un poco de años más, y si ella te llega a demostrar hasta cierto punto un poco de atracción, eso no pasará desapercibido para tu sexualidad. No tienes por qué sentirte avergonzado por esto y mucho menos si tu suegra demuestra que tu también le gustas como hombre, pudiéndote llegar a decir cosas como: “lastima que seas el esposo de mi hija, porque sino…”, entre otras.

Te invito a que leas relatos eróticos con suegras, donde podrás conocer historias de situaciones que pueden llegar a ser muy parecidas a la tuya, y a través de las cuales podrás aprender cómo lidiar con la situación; ya sea que quieras evitarla o quieras llevar adelante una relación de incesto con tu suegra.