Mi amigo, su hermana y yo

¡Comparte!

Esta historia comienza un viernes por la noche cuando quedé con mi amigo Victor, amigo mío del colegio hacía ya 15 años, él tenía una hermana de 18 años, 5 años menor que él que se llamaba Amanda pero todos la llamábamos Lily. Esa tarde sus padres dejaban sus casa, un chalet de dos plantas con piscina para irse a la playa dejándolo a él y a su hermana solos en la casa, nosotros fuimos a comprar chocolate para hacernos unos porros y pasar toda la noche fumando. Cuando llegamos a la casa Lily estaba en la cocina sentada con una amiga, Víctor saludó a su hermana, a su amiga y subió a su dormitorio.
– ¡ Hola Simon! – me saludó muy efusiva, yo siempre había sido muy bueno con ella y siempre que nos reuníamos en la casa de Victor para nuestras secciones de pro evolution le dejaba quedarse con nosotros pese a la negativa de su hermano, al igual que cuando quedamos para hacer botellona en su casa siempre le ponía una copa pese a ser menor de edad. Ella era una chica muy dulce.
– Hola Lily, ¿Como estas? – le respondí
– Bien, fijate. Hacía tiempo que no nos veíamos-
– Si es verdad, ya estarás en bachillerato-¿ no?
– No, ahora estoy estudiando en la facultad de bellas artes.
– Es verdad que ya tienes 18 años – tenía 18 añitos, era una chiquilla de 1,60 con un cuerpo delgado, pelo rubio recogido con dos coletas, unos pechitos pequeños y un culito muy prieto vestida con un vaquero ajustado y un chaleco rojo corto que dejaba al descubierto su ombligo y su vientre planito.
– ¿Qué estás haciendo? estoy aquí con mi amiga Nuria. – su amiga Nuria tampoco estaba mal era otra chiquilla joven morena con el pelo corto de 1,60, con unos pechos más grandes, lucía unos vaqueros también apretados y un chaleco con un gran escote, mis ojos se fueron hacia sus pechos sin embargo mi boca fue a sus mejillas para darle dos besos.
– Vamos a hacernos unas tortillas ¿Quereis que os haga una tortilla a vosotros?- en ese momento me gritó Víctor.
– Simon! ¿Barbacoa?
– Bueno íbamos a pedir unas pizzas si os apetece pedimos también para vosotras.- Lily miró a Nuria y asintieron con la cabeza.
– Vale. – dijo Lily.
– ¡Victor! pide dos pizzas en vez de una.- le grité a Victor.
– Una Barbacoa y la otra ¿cuál?- Preguntó Víctor.
– la otra ¿cual?.- Les pregunté a Lily y Nuria
– 4 estaciones.- dijo Lily.
– ¡ una Barbacoa y otra 4 estaciones!.-le grité a Victor.
– ¿os gusta la cerveza?- les pregunté a las dos mirandoles a los ojos. ellas dijeron que sí
– ¿ Por qué no vais a la Alacena y comprais dos litros de cerveza? – les dije mientras les daba 5 euros.
Las dos chicas se fueron a comprar y yo fui a la habitación de Víctor a buscarlo.
– Illo ¡¿cómo está tu hermana?! – le dije mientras él se estaba liando el primer porro de la noche.
– Cabrón que tiene 18 añitos.
– Bueno ser vegetariano no significa que no puedas ver la carne, ¿no?.
– Eres un mamón y además salidorro.- me dijo mientras encendía el porro.
– Di lo que quieras pero estoy seguro que si no fuera tu hermana y se te pusiera a tiro no te la follabas.- en mientras exhalaba el humo del porro asintió con la cabeza

Llegaron las pizzas y también las niñas con las cervezas. Cervezas, pizzas y porros se presentaba increíble y eso no era todo lo que íbamos a tener. Nos sentamos los cuatro en el salón Lily y Nuria en un sillón y Víctor y yo en el otro. Lily sirvió pizzas a Victor y a Nuria, Yo serví cerveza en vaso de Victor y iba a servir en el de Lily cuando Víctor me dijo
– No.
– Solo un vasito – le dije guiñando el ojo a Lily.

Empezamos a cenar mientras veíamos la tele, Víctor estaba absorto en la televisión y no veía como llenaba mi vaso y se lo cambiaba a Nuria o a Lily. Bebiendo, bebiendo acabamos con las dos cervezas y con las dos pizzas, y para los postres Víctor empezó a liarse un porro y lo encendió dando varios caladas me lo pasó, yo le dí varias caladas y se lo pasé a Lily ante la negativa de Víctor pero al final lo convencí. Lily le pasó el porro a Nuria que le dio varias caladas y le pasó el porro a Víctor que le dio varias caladas.
Víctor y yo fuimos al mueble bar del padre de Victor y sacamos varias botellas y seguimos bebiendo, esta vez con alcohol del duro, y fumando porros. Pusimos en la tele un canal donde ponían videos musicales, las chicas bailaban en una parte apartada del salón pero luego arrastramos la mesa que estaba en el centro del salón para que ellas tuvieran más espacio para bailar. Allí estábamos Victor en uno de los sillones tumbado y yo en el otro igual viendo a su hermanita y su amiguita bailando moviendo las caderas encerradas en esos pantalones tan apretados y haciendo botar sus virginales pechos al ritmo de “Locked Out Of Heaven”, mientras fumábamos un porro y bebíamos de nuestras copas. La noche seguía pasando y en la tele ponían más y más canciones que las dos amigas bailaban y en los cambios de canción bebían de su copas y fumaban de los porros que nos hacíamos Víctor y yo de vez en cuando. al rato de estar bailando y sudorosas estaban cansadas y Lily se sentó a mi lado yo me incorporé un poco al igual que hizo Víctor cuando Nuria se quiso sentar en el sofá donde él estaba tumbado. Lily cogió un porro que se había pagado en el cenicero y con mi mechero lo encendió, dando varias caladas me lo fue a pasar a mí pero le dije que no que ya estaba saturado entonces se lo pasó a Víctor que al igual que yo también estaba saturado por lo que Nuria congio el medio porro que quedaba y entre las dos se lo estaban fumando cuando se me ocurrió preguntar si alguna vez habían hecho un submarino, ellas dijeron que no entonces les dije que como se hacía yo daba una calada al porro y se lo pasaba a la persona siguiente boca a boca y esa persona a otra hasta llegar al final. Entonces le pedí el porro y le dí una larga calada pasandole el humo a Lily de boca a boca, luego Lily se lo iba a pasar a su hermano pero ante la pasividad de él se lo pasó a Nuria, Victor se incorporó y Nuria echó el humo en la boca de Víctor, y éste echó el humo a la habitación, aplaudimos todos y repetimos la misma operación hasta que no hubo porro que fumar. no nos habíamos fijado pero en el canal donde estaba la tele ya no ponían video musicales había puesta una peli erótica.

Subimos el volumen, Víctor alargó la mano apagando la luz de arriba quedándonos absortos, nadie dijo de cambiar el canal ni nadie cogió el mando. la imagen era una chica, secretaria con dos ejecutivos que le estaba dando mandanga de la buena. No sé al resto pero a mi me estaba poniendo cachondo y mi polla lo sabía, Lily que estaba pegada a ella no hacía ningún gesto por lo que pienso que no se dió cuenta, miré a Victor. Víctor se estaba liando con Nuria le estaba comiendo la boca mientras que le cogía un pecho, yo no dije nada y seguí mirando la tele. A la chica de la película la habían puesto en una mesa y uno de los tipos se la estaba metiendo en el coño, coño que estaba rasurado, mientras que el otro la tomaba de los pechos, miré a Nuria y a Víctor y él estaba chupando los pechos a Nuria, eso pechos tan grandes y rectos, entre la película y los que le estaba haciendo Victor a la amiga de su hermana me ponía muy cachondo fuí a moverme para que Lily no notara mi erección pero ella aprovechó mi movimiento para coger mi mano y ponerla sobre su barriga yo le susurré al oído “ Mira a tu hermano” ella giró la cabeza y vió como Nuria se había dado la vuelta y en vez de estar apoyada sus espalda al pecho de Víctor estaba sin chaleco con su sujetador blanco resguardando un pecho porque el otro estaba fuera en la boca de Víctor. Mis manos que se habían posado en la cintura de Lily subieron por el chaleco llegando a sus pechos, ella seguía mirando a su amiga, y como era devorada por la boca de su hermano. le volteé la cabeza y empecé a besarla en la boca primero tímidamente y luego de forma más fuerte. Lily paró de besarme y se levantó se puso mirándome y empezamos a besarnos otra vez, levanté mis manos siguiendo la cintura de Lily le quité su chaleco rojo y su sujetador dejando su pechos libres. Sus pechos eran blanquecinos y sus pezones eran rosados, los cuales empecé a comermelos desesperadamente, ella se sentó encima mía quitandome la camisa, torso desnudo con torso desnudo, podía ver a Nuria desnuda botar encima de la polla de Víctor soltando jadeos tras jadeos. Desprendí a Lily de su pantalón y sus bragas estaba totalmente desnuda y mis manos daban cuenta de su coño. Las manos de Lily deseosas de sexo abrieron mi bragueta y cogierón mi polla. De repente ví a Víctor desnudo frotando la polla mirándonos, Nuria estaba desplomada en el sofá después de su orgasmo. Lily aún no ha visto a su hermano yo sí entonces hice que se echara curvando su espalda mientras que con una manos le tocaba un pecho con la otra empecé meterle un dedo mientras Víctor la miraba moviendo su polla arriba y abajo, le estaba dando a Víctor una visión de su hermanita desnuda. Cuando Lily estaba suficiente cachonda le hice con la mano a Víctor que se acercara y cuando estuvo delante nuestra, para, la elevé para mirale la cara de placer que tenía y le dije al oído, anda ayuda a tu hermano a mantener esa polla erecta, ella abrió los ojos y se dió la vuelta encontrándose a escasos centímetros la polla erecta de su hermano, lo miró a los ojos luego a su polla y empezó a meterse la polla de su hermano en la boca abandonandome. Yo seguía con el dedo en su coño y empecé a moverlo dentro de ella, cosa que le gustaba mucho por los grititos que daba. Victor no desperdició el momento de tocarles los pechos a su hermanita, pellizcar los pezones, humedeciendo sus dedos para poder jugar con esos rosados pezones. estuvimos un rato largo así hasta que sentí la necesidad de quitarme el pantalón hice un amago para que se levantara de encima mío lo cual hizo de buen agrado ya que así pudo ponerse enfrente de su hermano para comerle mejor la polla. Me levanté y me desprendí del pantalón. Nuria seguía desplomada en el sofá y no se inmuta ni cuando empecé a acariciarle sus pechos, pechos oscuros con pezón oscuro, tampoco se movió cuando metí esos pezones en mi boca y chupé, ni siquiera se movió cuando le introduje mi dedo corazón e índice en su coñito apretadito. Me volví y ví que Lily seguía con la polla de su hermano en la boca mientras que Víctor estaba mirando al techo con la mirada perdida. Me acerque a ambos y como si de una lanza se tratara choquçe mi polla contra la boca de Lily, la cual, dejando la polla de su hermano, empezó a chupar pero no dejó totalmente abandonada la polla de su hermano la tomó con su delgada mano para masajear de arriba abajo. Me estaba fijando en la cara de Víctor y como hacía lo imposible para no correrse, no sabía cuánto tiempo más aguantará así que hice que parara de chuparme la polla para penetrarla. Aparté a duras penas la cabeza y la boca de Lily de mi polla y la puse de pie delante de su hermano y acariciándole los pechos le dije “ Víctor que hacemos con la putita de tu hermana, ¿ nos la follamos? – Víctor aún no había contestado cuando sonó un sonido como un susurro de la boca de Lily, “siii” entonces Víctor dijo “Si”, “Pues venga siéntate “ le dije y se sentó donde antes había estado mi culo luego ayudé a Lily a subir encima, doblando las rodillas la polla de Víctor se metió dentro del coño de su hermana. Yo estaba detrás animando a la pareja de hermanos, vamos comele la boca, y ellos llevados por la lujuria me hacían caso y se comían la boca el uno al otro, luego acariciaba los pechos de Lily y se los enseñaba a Víctor “Mira que pechos,¡ cometelos!” y el se los metía en la boca lo que a Lily le provocaba más placer. Me estaba poniendo cachondo y viendo el culito respingón de Lily, humedeci con mi saliva mi polla y poco a poco se la fuí metiendo. Al principio decía que no pero una vez dentro pararon las quejas y empezó el placer. Follada por delante por su hermano y por detrás por el amigo de este Lily estaba en un éxtasis del placer lo que hizo que pronto se corriera y como su amiga se desploma, a Víctor le dió tiempo de correrse y lo hizo fuera de su hermana pero yo con Lily desplomada le saqué la polla del ano y de la metí en el coño. Sonaba a mojado cosa que em hizo que me corriera enseguida, ella con un hilito de voz me dijo “dentro no” sacando la polla del coño de Lily me corrí en toda su barriga, pechos e incluso algo cayó en su cara. estuvimos varios minutos de descanso tras el polvo y luego los tres nos fuimos a la piscina a limpiarnos la que más Lily y nos fuimos a acostar. Al día siguiente todo eran silencios entre los dos hermanos, tuve varias aventuras folladoras con Víctor y con su hermana, nunca más juntos, pero si por separados pero eso es otra historia que os contaré en otro momento.

¡Valoralo! ¿Qué te ha parecido?

Un comentario

Dejar un comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.