La masturbacion al poder

¡Comparte!

El Sabado 19 de julio en la mañana me encuentro cantando

"Yo soy el puñetero,que sí, señor, el puñetero,Yo soy el onanista,que sí, señor, el onanista,Yo soy el chaquetero,que sí, señor, el chaquetero,Yo soy el matalabachita,que sí, señor, el matalabachita

Durante milenios, quienes disfrutamos de las mieles del amor propio hemossido víctimas del escarnio y la persecución. Que somos seres pueriles y egoístas, incapaces de obtener más placer que el propio; que lopracticamos porque nos falta mujer o porque sencillamente no tenemos nada qué hacer.

Aseguran los más idiotas que tarde o temprano comenzarán a brotarnos pelosen la mano o barros en la cara, si es que antes no se nos cae el pajaritoo se echa a volar a-vergonzado.

Este absurdo concepto en el que se tiene a la herencia de Onán ha llevadoa muchos hombres y mujeres a caer en los oscuros laberintos de la culpa, eincluso los puede arrastrar a la locura. Cómo olvidar a cierto compañerode la prepa que sólo por tener el rostro lleno de acné y por correr al bañocada que una chava en minifalda le alteraba las hormonas fue rebautizadocomo El Pajuelas. Víctima de las burlas más atroces, el buen Pajuelas nunca superó su estigma: las mujeres lo rechazaban y sus compañeros le bajaban los pantalones a la menor provocación; al final, hasta su abuelale llamaba así. Se quedó en las sombras como un espectro jarioso.

Otro caso terrible es el del Masturbador de Londres, personajeteporochesco que básicamente se dedica a deambular por la calle de Londres, en la ZonaRosa, desflemando el cuaresmeño ante la mirada atónita de los peatones queno entienden el carácter público de semejante obscenidad.

Algunos dirán: claro, tanta chaira lo dejó más turbado de la mente, peroseguro si hurgamos en su pasado, encontraremos una historia de represiónsexual, como la de mi cuate el Chiquidrácula, cuya familia era tan perotan pero tan mocha, que el pobre imberbe iba a mi casa a pedirme prestado mibaño para visitar a Manuela. Al principio iba un par de veces a la semana,luego fue diario, luego dejamos de ser cuates y luego me enteré que sus papás lo internaron en una clínica mental: lo descubrieron haciéndolo ensu propio baño.

Luego llegaron las mujeres y comenzó el reven de la historia, o lo que eslo mismo: sexo, drogas y rocanrol, pero la masturbación ha permanecido en eltiempo casi como un ritual, que además ayuda a mejorar la sexualidad en pareja, contra los que la denostan por no invitar a compartir, como en esediálogo de Woody Allen en el que su amante le dice:

Eres muy bueno en la cama.

Es que practico mucho a solas.

La semana que termina, la masturbación recibió por fin el premio a su perseverancia histórica. Lo leí en este periódico y decía más o menosasí:

La masturbación frecuente podría prevenir el cáncer de próstata.

LONDRES (Reuters) – La masturbación frecuente, particularmente en los individuos veinteañeros, que la próstata se limpie de agentes cancerígenos. Así que con esto queda demostrado científicamenteque esta práctica es de las pocas cosas en este mundo que son sublimes yademás son buenas para la salud. Si eres un adolescente inteligente y jicamón, ytu madre te descubre en una posición incómoda, puedes decirle que estás en untratamiento preventivo contra el cáncer de próstata y asunto arreglado. Después de todo, nada desea más una madre que la salud de sus hijos.

Además la masturbación te ayuda a combatir el estrés, es gratis, es legal yademás no engorda.

Ya Timothy Leary en 1995 había adelantado esta tesis con base en su propiaexperiencia en el texto Cáncer privado. Luego de que los médicos le dictaminaran un avanzado cáncer de próstata, decidió investigar sobre lalatosa glandulilla de la que no tenía ni la menor idea. Ahí escribió:¡Pero qué órgano tan ocupado! La próstata es llamada a servir sólo en aquellosmomentos en los cuales un hombre permanece absorto durante el orgasmo. Esdecir, facilita la fertilidad masculina. Sin embargo, para nada contribuyeen la función sanitaria, el metabolismo o la supervivencia de mi cuerpo.

Sirve para una función genética: el ADN ha diseñado es

te complejo sistemaorgánico como una procreadora herramienta para la reproducción de las especies, sin considerar mi salud personal.

Y más adelante concluye: Las organizaciones religiosas nos han consoladomediante una serie de cuentos sobre Dios y sus promesas de inmortalidad.

Reza y obedece, mantente hincado, evita los orgasmos y obtendrás el paseúnico directo al cielo, etcétera… Si el cáncer de próstata es causadopor la infrecuencia de orgasmos, ¿cuál es la solución? Cuando tus intestinosestán llenos, ¿te suenas la nariz?

Timothy ahora gira en órbita alrededor de la Tierra, bueno, las cenizas deTimothy, pero sus teorías fueron confirmadas ahora por científicosserios, quienes realizaron un sondeo entre 1.079 pacientes víctimas de ese mal y1,259 hombres en perfecto estado de salud. Resultó que los que eyaculabanmás de cinco veces a la semana tuvieron un tercio menos de posibilidadesde desarrollar el cáncer, lo que contradice aquella máxima que versaba: unaa cada rato, se te chinga el aparato.

En fin, que no piense el lector que ahora explicaré cómo realizar el pasode la muerte, o qué diablos se puede hacer con un melón, un órgano sexualy un horno de microondas; eso deberá descubrirlo cada quien por su cuenta.

Yo sólo quiero pedir un aplauso para Manuela, mi primer amor.

Autor: Fernando R. C.

wacaladepollo ( arroba ) hotmail.com

¡Valoralo! ¿Qué te ha parecido?

Escrito por Marqueze

¿Te gustan nuestros relatos? No olvides compartir y seguir disfrutando :P

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.