Mi mujer se calienta en la piscina

Parejas Liberales, Infidelidad Consentida. Esta historia la cuenta mi mujer,lo que le paso un dia que bajo a la piscina del club que hay donde vivimos.

Era un día soleado y me encontraba tomando el sol junto a la piscina , me encontraba acostada en una de las sillas para tomar sol llevaba puesto un pequeño bikini de color fuerte, unas gafas oscuras y me puse un sombrero para proteger mi cara del sol, me había aplicado crema bronceadora en todo mi cuerpo. Estaba escuchando música y observaba a través de mis lentes dos hombretones que estaban sentados al pie de la piscina hablando entre ellos.

Eran musculosos, altos y bien parecidos, como soy tan caliente me imaginaba cómo serían sus pollas pues por encima del bañador se veía un bulto grande y me imaginaba mamándoselas, sólo de pensar esto mi chocho empezaba a humedecerse y yo apretaba mis piernas, pues no aguanta. Para disimular y poder sobarme mi coño decidí ponerme boca a bajo y disimular que me bronceaba, el pantalón de mi bikini era tan diminuto que apenas si se podía ver la pequeña tira que salía de entre mis  nalgas. Como es tan pequeño podía sentir cómo la tira me tallaba mi culo y esto me ponía aún más cachonda.

Estaba en esto cuando de pronto sentí que se acercaron a mí los dos tíos, y me dijeron, hola ¿podemos acompañarte o quieres que te ayudemos aplicar bronceador en tu espalda? Yo los miré y me sonreí y al mirar hacía la piscina pude ver que ya no había nadie, me puse boca arriba para poder hablar con ellos, se presentaron y después de hablar algunas cosas  uno de ellos me dijo por qué no te das la vuelta y nosotros te aplicamos bronceador en la espalda yo acepté sólo para provocarlos con mi culo pues ya no aguantaba más mi coño de ganas de recibir uno de esos enormes y hermosos pedazos de carne, solté la tira de mi brasier para que pudieran echarme crema en toda mi espalda y el chico muy suavemente aplicaba la crema en mi espalda, mientras me decía

– oye tienes un bonito culo quieres que también te eche bronceador allí?

Yo lo miré con una mirada insinuante, la cual los dos  entendieron, entonces echó un poco de crema en mis nalgas y con movimientos insinuantes acariciaba mis redondas nalgas lo cual hizo que me encendiera aún más, entonces sin pensarlo más me di la vuelta dejando al descubierto mis enormes tetas, la cuales ya se encontraban tiesos  mis pezones. Parecían dos pitones de lo caliente que estaba. Le dije a uno de los chicos que me las chupara y él no se hizo esperar y metiéndosela a la boca para chuparla y con la lengua acariciaba mi pezón y con la otra mano tocaba mi otro pezón. El otro chico se abrió el pantalón con una de sus manos y metió la cabeza entre mis piernas. Con su lengua acariciaba mi clítoris y humedeciéndola aún más, el otro chico me puso su enorme polla en mi cara yo la cogí con mi mano y acariciándola un poco, me la lleve a la boca y me la tragué de un solo bocado, pues tengo el don de tener una boca bastante grande y una garganta profunda, ya os he contado que he chupado mas pollas que helados me he comido jaja,

Mientras la chupaba la recorría con mi lengua y acariciaba sus gordos huevos de pronto sentí en mi coño que me entraba una enorme polla, esto me fascinó pues el tío con su lengua la había lubricado ya con movimientos fuertes metía y sacaba su polla de mi coño, al que le estaba chupando la polla me decía

– sigue chupando así perrita que está delicioso me vas a sacar la leche con  la mamada que me estas dando, uy amigo si vieras cómo mama de rico esta puta.

El tío que me estaba dando por el coño dijo

– Este coño está delicioso.

De pronto sentí que cambiaron y el tío al que estaba mamando empezó a darme por el coño cogió mis piernas y abriéndolas lo más que pudo y así clavaba su polla yo mientras sacaba la polla del otro de la boca   para respirar un poco mientras dejaba salir un gemido de placer. Estábamos en esto cuando de pronto sentimos la presencia de otro hombre. Era un amigo de ellos y diciendo

– ah llegué a tiempo para compartir esta comida, ellos dijeron

– claro únete a nosotros que esta perra es una tía madurita muy caliente

Y sin pensarlo más sacó su polla del pantalón. Al verla me quedé asombrada de ver cómo era de gorda, como mi lengua hice gesto de querer comérmela rápido, de pronto sentí en mi boca cómo me llenaba de leche el tío se corrió en mi boca yo me tragué todo esa deliciosa leche el otro  sacó su polla y disparándola hacia mi vientre me lo inundó de leche , el  que llegó de último me hizo parar con el pretexto de ver mis nalgas pero en realidad era para sobar su gorda polla en mi culo, primero me abrió mis nalgas , metiendo su lengua en el culo fue lubricándolo , fue algo maravilloso sentir su lengua en mi culo, yo le decía ,

– ah qué rico qué lengua tan rica , cómo la sabes usar de bien

Y él, entrecortado me decía

– y tu, puta calentorra, tienes un culo de gloria descomunal mira cómo está de lubricado, mira cómo se abre con sólo tocártelo no necesitas que te lo moje porque él solito se moja putica.

Yo estaba tan caliente que hacía movimientos insinuantes y le decía

– por favor me méteme rápido la polla, que no aguantao más las ganas de que me abras el culo con esa polla tan hermosa.

Después sobando la punta de la polla en el huequito de mi agujero fue abriéndolo poco a poco hasta tenerla toda dentro sentía su gorda polla cómo tocaba mis intestinos y con movimientos fuertes la metía y la sacaba y de vez en cuando golpeaba mis nalgas mientras esto ocurría yo mamaba las pollas de los otros tíos, después uno de ellos dijo

–  hagámosle por todas partes al tiempo

Se tendió en el suelo. Yo traté de acostarme encima de él sin que se me saliera la polla del culo pues estaba disfrutando al máximo

no la dejes salir por favor, no quiero tenerla fuera, tienes una polla deliciosa.

Cuando ya estuve acomodada con la polla del otro chico dentro de mi coño le dije al que me estaba dando por el culo que se moviera más fuerte para sentir la polla en mi coño que me excita mucho sentir que me tienen clavada por los dos agujeros  y así lo hizo, también le dije que no quería que corriera tan rápido que nunca me habían dado por el culo con una polla tan deliciosa aunque era mentira y seguía mamando la polla del otro tío como me daban con tanta fuerza esto hacía que yo chupara rápido la polla del otro,esto duró un buen rato cuando el tío al que estaba chupando dijo al que me daba por el culo

Será que a esta perra le caben dos vergas en ese culo, el hombre dijo

– esta zorra tiene este culo tan abierto que le caben dos vergas y se las traga hasta los huevos.

Él sacó un poco su polla de mi culo cuando de pronto sentí cómo entró la otra polla en él , sentí un poco de dolor pero como estoy acostumbrada a esto abrí más mis nalgas con mis manos para que entraran las dos pollas y en efecto, mi culo es tan profundo que entraron las dos pollas y sentía como los huevos de los dos hombres golpeaban mis nalgas, el otro tío que tenía debajo dándome por la coño mientras me comía por los movimientos rápidos mis tetas le daban en la boca y él me las chupaba, me mordía mis pezones y con sus manos me las retorcía, yo le decía seguí chupándome las tetas que esto me pone más cachonda , de pronto sentí que mis intestinos se llenaban de leche al igual que mi coño todos nos paramos y yo les dije voy a a la piscina a lavarme un poco, pero yo seguía insaciable y los invité a que me acompañaran a la piscina para seguir follando en el agua y así lo hicimos los tres hombres se entraron conmigo a la piscina y uno me daba por el coño y otro por el culo era una sensación riquísima sentir como las pollas entraban por mis huecos y con la ayuda del agua entraban más fácil.

Así me estuvieron follando hasta que ya terminamos agotados y mis agujeros llenos de leche.

¡Valoralo! ¿Qué te ha parecido?

1 voto
Votaciones Votación negativa

Escrito por MURGIS

ESTE ES EL COÑO DE AMALIA MI MUJER VACIANDO LA LECHE Y MEANDO CUANDO SE LA FOLLAN

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *