Lo que una tragedia unió

¡Comparte!

Amor Filial Hetero, Incesto, Milf, Madre e Hijo. Hola mi nombre es Rodrigo, tengo 19 años y la historia que narro a continuación ocurrió hace un año, cuando mi madre y yo fuimos de vacaciones a la casa de campo de una amiga de ella.

Primero tengo que empezar diciendo que mi familia en la actualidad consta de mi madre y yo, ya que hace 3 años cuando tenía apenas 16 sufrimos un fatal accidente automovilístico en donde perdieron la vida mi padre, mi hermana menor y mi hermano mayor, donde los únicos sobrevivientes fuimos mamá y yo.

Eran las primeras vacaciones que tomábamos después del accidente, ya que los dos tuvimos y tenemos todavía terapias para terminar de superar aquella fatalidad. Mamá llegó el segundo día de vacaciones proponiéndome ir a la casa de campo de Roxana su mejor amiga que se la había prestado para que se relajara y pasara unos días distintos, el plan me entusiasmó mucho porque me gustaba viajar y no la hacía hace 2 años y empezamos a hacer las maletas para pasar 2 semanas en aquella casa de campo.

Salimos al día siguiente rumbo a la desconocida casa ya que nunca habíamos ido, quedaba a 4 horas de camino de donde vivimos y como queda bastante adentrada en el campo y a pesar de los mapas que nos hizo Roxana, terminamos llegando en 5 horas y media después de varias perdidas. Era una casita muy pequeña ya que Roxana se acababa de casar y no tenían hijos y todavía no la habían terminado de acondicionar adecuadamente, pero muy acogedora, tenía un sofá, una mesita para 4 personas y la cocina muy pequeña enfrente. Tenía un solo cuarto con una cama matrimonial y un bañito con la ducha sin cortinas todavía, inodoro y lavabo, tanto el baño como el cuarto no tenían puertas.

Cuando terminamos de bajar las cosas de la camioneta, metimos los bolsos al cuarto, guardamos la comida en la nevera y los gabinetes, salimos para ver los alrededores de la casa, ya que nos habían dicho que a 10 minutos a pie se encontraba un río cristalino en donde se podía tomar un baño, después de ahí nos devolvimos a la casa a preparar la cena ya que estábamos muertos de hambre, eran las 5 de la tarde, mientras mamá lavaba los platos, yo aproveché en darme una ducha para después acostarme a dormir ya que no podía con el sueño, mientras me duchaba, entró mi mamá al cuarto y la pude ver ya que no había nada que lo impidiera al igual que seguro ella me vio a mi, me volteé y dándole la espalda a la puerta del baño me terminé de duchar, mamá y yo nos habíamos visto en ropa interior cuando estábamos por la casa pero nunca completamente desnudos. Terminé mi ducha y salí con la toalla alrededor de mi cintura y buscando un short, me lo puse dándole la espalda, ella me dijo que también tomaría un baño para dormir más fresca.

Entro al baño y sin pena alguna se empezó a quitar la ropa para entrar al agua que tenía abierta, yo mientras estaba en la cama acostado tratando de dormirme ya que no había televisión y era lo que me ayudaba a conciliar el sueño, y no pude evitar ver como se duchaba cuando me volteaba mirando a donde quedaba el baño, pero como era mi mamá no le di importancia y cerraba los ojos para tratar de dormir. Ella terminó su ducha se puso su camisón de dormir y se acostó a mi lado a dormir como lo habíamos hecho en varias ocasiones desde que mi padre no dormía con ella.

Como nos habíamos dormido a las 8 de la noche mas o menos, a las 7 ya nos estábamos despertando, mientras yo orinaba como todas las mañanas mamá entró a lavarse los dientes, esperé a que terminara para lavarme la cara y los dientes y ella bajándose las panty se sentó a hacer pipí a mi lado.

Terminamos de asearnos y fuimos a la cocina para preparar el desayuno, mientras comíamos planeábamos que hacer durante el día y decidimos ir al río después de reposar la comida, mientras lavaba los platos mamá se fue al cuarto a ponerse el traje de baño, era un bikini negro pero muy conservador, yo me puse unos de mis short que usaba para bañarme al terminar mis quehaceres.

Llegamos al río y buscando una parte medio honda me lancé de cabeza, estaba helada el agua pero aguante el grito que iba a salir de mí para que mamá se metiera sin mucha cosa, ya que no le gustaba mucho el agua fría, ella se lanzó al oír mi respuesta de que el agua estaba deliciosa y saliendo con un brinco me empezó a hundir diciendo que la había engañado, que estaba muy fría. Después de estar un rato metidos hablando y jugando a hundirnos o buscar la piedra mas extraña ya el agua estaba muy agradable y hacía un día precioso, ella salió y se puso a tomar sol en la orilla y yo fui a caminar a lo largo del río para ver que había. Caminé como 20 minutos y cuando ya me iba a devolver escuche una caída de agua, seguí unos cuantos metros y encontré que el río formaba una cascadita como de 2 metros y caía en una especie de piscina natural que tenía varios metros de profundidad, ya que me metí y hundí para ver que tan hondo era y toque piso de broma, había como 3 metros de profundidad, me salí y di un vistazo a los alrededores para ver si había alguna casa cerca y no encontré nada ni a nadie me devolví, ya que había pasado como una hora y mamá se iba a preocupar y mientras caminábamos de regreso a casa le dije que le tenía una sorpresa para mañana, que era algo precioso parecía el paraíso.

Una vez en la casa, que ya habíamos comido me metí a duchar, cuando salí mamá me preguntó que por que no usaba traje de baño tipo tanga, que no tenía ninguna barriga que esconder y así me broncearía las piernas ya que las tengo blancas hasta dos dedos encima de la rodilla y le dije que me daba pena y no me gustaba mucho, pena!!!! Porque me pregunto y le dije que se me salían los vellos por los lados de la entrepierna, me dijo que no sea bobo, que con recortar un poco problema solucionado y me propuso ir al pueblo que quedaba como a 35 minutos en carro a ver si había trajes de baño y si me compraba uno tipo tanga ella se compraría uno tipo hilo y acepte.

Llegamos al pueblo y encontramos una tienda de trajes de baños y nos metimos a ver, yo me probé dos uno azul y uno negro, los cuales me quedaron bien, ya que soy delgado, mido como 1.76, pero nunca le mostré como me quedaban a ella. Mamá también encontró para ella, se probo 5 y compro 3 de distintos colores ni me dejo verlos, acordamos que sería sorpresa.

Llegamos tarde en la noche ya que nos quedamos dando vueltas para conocer el pueblo, yo llegue y me acosté a dormir, ella como no se había ni quitado el traje de baño de la mañana al yo acostarme ella se metió a duchar, veía que tardaba mucho y abrí los ojos para ver el por que y me di cuenta que se afeitaba las piernas, axilas y la línea del bikini y dándome la vuelta volví a dormir.

En la mañana yo desperté primero que ella y fui al baño a recortar los vellos que salían del traje de baño y luego me puse un short encima, ella despertó mientras yo estaba en la cocina preparando unos sándwich para desayunar y aprovechó para ponerse su traje nuevo y taparlo con un vestidito encima para que yo no lo viera. Después de comer y preparar algo para llevar al paseo, comenzamos nuestra caminata rumbo al nuevo sitio. Cuando llegamos mi mamá se quedó sorprendida de la belleza que había encontrado, parecía de película todo un paraíso. Extendimos las toallas y acomodamos la cava para así comenzar a desvestirnos, primero fui yo, me quité la franela y el short y ella al verme me dijo que me quedaba muy bien pero que me pusiera a broncear urgente las piernas. Luego ella se quitó su vestido y se dejo ver en un diminuto bikini rojo hilo dental, que le quedaba muy bien, para los 36 años que tenía en ese entonces, se le veía un trasero paradito estupendo, un vientre plano y un par de melones de un tamaño considerable pero nada caídos que querían escapar del pequeño sujetador. Le dije que se veía como una jovencita de mi edad pero que también tenía partes que broncear.

Estuvimos acostados tomando sol un buen rato, luego yo subí a lanzarme des

de lo alto de la cascada y ella se metió para después bañarnos y jugar un rato, durante los juegos la abrazaba y tocaba todo su cuerpo esto hizo que empezara a crecer mi paquete, como yo la estaba rodeando con los brazos por su espalda creo que lo sintió en su trasero porque mientras forcejeaba chocaba contra él, luego se salió para tomar sol otro rato y yo esperé un momento a volver a la normalidad ya que no podía salir del agua así, cuando salí que fui a su lado la encontré acostada boca abajo y se había soltado la parte de arriba, se le veía un culazo espectacular que ya estaba tomando otro color, estaba bastante rojo y le dije que lo tenía bastante quemado al igual que toda la espalda, me dijo aprovecha entonces y ponme un poco de protector solar, le unté toda la espalda y ella me dijo que hiciera lo mismo en las piernas y en las nalgas y así lo hice tocando por primera vez sus nalgas por completo, luego se volteó y sin ponerse la parte de arriba se acostó boca arriba, diciéndome no me importa que me veas y ya que me has visto en el baño es lo mismo y así me bronceo completa.

Me senté en la toalla mientras leía una parte del periódico que mamá también leía, pero no pude evitar al ver que ella se tapaba la cara con las páginas de ver ese par de melones blancos y llenos de pecas a tan pocos centímetros de mí.

Luego me metí a bañar otra vez y ella hizo lo mismo pero esta vez se metió tal cual como estaba solo con el diminuto hilo dental, nos refrescamos un rato y antes que cayera la noche volvimos a la casa.

Cuando llegamos me metí a bañar, cada vez tenía menos pena, ya me quitaba la ropa en el cuarto y entraba desnudo a la ducha, ella me dijo que bien que estés perdiendo la pena con tu madre, y mientras estaba bajo la regadera ella entro para orinar, cuando se bajo la tanga, vi que se había afeitado casi todo su pubis, con respecto a como lo vi los días anteriores, solo tenía una pequeña hilera de vellos que apenas le cubrían los labios vaginales, ella me dijo ya te estas convirtiendo en todo un hombre estoy muy orgullosa de ti detallando mi cuerpo desnudo por completo. Al yo salir ella entró a la ducha y me dijo espera a que salga para ponerte crema en el cuerpo que estas muy rojo, yo mientras me acosté en la cama solo en interiores, cuando salió envuelta en la toalla me empezó a poner crema por el pecho, cara, piernas sobre todo en los muslos, me hizo voltear y me puso en la espalda y piernas, al terminar se quito la toalla y se terminó de secar bien, se puso crema en el pecho, cara, nalgas y piernas y desnuda como estaba se acostó para que yo le pusiera crema en la espalda, luego se puso el camisón nada mas porque le ardían las nalgas y la panty le molestaba, cenamos y me preguntó si me gustaba el vino y dijo para hacer juegos en donde se bebe si pierdes, luego de varios juegos y dos botellas nos acostamos algo mareados, ella había tomado mas que yo así que estaba mas rascada pero yo no me quedaba atrás, al día siguiente me desperté y fui al baño y cuando salí me encontré a mamá desarropada y el camisón se la había subido, estaba con las piernas bastante abiertas ya que tenía la cama para ella sola mientras yo me bañaba, no pude evitar mientras me vestía sentado en la cama detallar de cerca el conejito de mi mamá, se le veían bien los labios y esto me produjo una increíble erección, luego la arropé y mientras me terminaba de vestir la llamaba para que se despertara. Me costo un poco despertarla, hasta tuve que moverla, cuando al fin se despertó y baño, desayunamos y fuimos al río, estuvimos un rato mi mamá al principio tenía puesto uno de sus nuevos bikinis, pero cuando se acostó a tomar sol se volvió a quitar la parte de arriba, para solo quedar con un hilo dental de piel de tigre, se veía espectacular y ya no podía controlar mi erecciones con mamá y diciéndole que iba a la cascada a lanzarme un rato la deja sola, cuando llegue me lancé varias veces, como estaba solo, me puse a recordar como se veía el conejito de mamá al despertarme y ya estaba muy excitado y me quite el traje de baño mientras estaba metido en el agua y comencé a hacerme una paja, en eso antes de acabar oí que me llamaba mamá y no me dio

ni tiempo de ponerme el traje de baño, me dijo mira lo que traje enseñándome unas botellas de vino, de inmediato se dio cuenta por las aguas cristalinas que estaba desnudo, por el susto de su llegada ya había bajado mi excitación, me preguntó que se sentía bañarse desnudo en el río y le dije que muy agradable, y desnudándose por completo y agarrando la botella de vino entro al agua a hacerme compañía, ya eran casi las 3 de la tarde y no habíamos llevado nada de comer esta vez, ya que no acordamos ir a ese sitio, y con 2 botellas bebidas y la tercera esperando, ya estábamos entonados. En una de esas me pidió la botella y como no quedaba mucho me la empiné y me tomé el fondo ella en venganza se lanzo sobre mí para hundirme, ya tratando de evitarla la agarraba no pude evitar tocarle las tetas, luego ella se monto a caballo sobre mi espalda y al sentir su conejito rezar me encarpé en un segundo, trate de soltarme pero ella se aferraba a mi con sus brazos y rodeaba mi cintura con sus piernas y fue inevitable que sus pies rozaran mi tronco y sentir el estado en que estaba, luego de seguir forcejeando yo quedé a espaldas de ella y le agarraba por los brazos cruzados en sus pechos pero sin pegarme mucho porque todavía estaba como un roble, cuando sostenía sus manos pude sentir que tenía los pezones parados y duros como una piedra, luego ella tratando de soltarse, chocó su trasero a mi mástil, y yo reaccionando se lo separé pero ella seguía insistiendo en pegarse a mí, como ya no podía más y estaba medio cansado de la pelea no opuse resistencia a que se recostara de mi paquete, ella seguía moviéndose en él y cuando se pudo soltar volteándose me abrazo y me puso las manos atrás, si quería me hubiese soltado pero me quedé como me tenía, ella me decía ahora quien tiene a quien y al tratar de sostenerme pegó su vientre al mío y se dio cuenta que seguía igual de duro que hace instantes, ella no lo despegó y me dijo mira como nos puso el vino y el jueguito y me dio un pico en la boca, mejor vamos a salirnos para ir a la casa, y agarrándome la mano me jaló hasta salir del agua, me vio el pene y me dijo Rorro, que grande se te puso mira esa barbaridad, yo le pedí disculpa y le dije es que no lo pude evitar mami, al tenerte tan cerca y ver y sentir por primera vez a una mujer desnuda, ella me dijo que no me apenara que la excitación era normal, nos vestimos y nos fuimos a la casa para comer, mientras cocinábamos prendí el radio y después de comer nos pusimos a tomar otra botella de vino y a bailar un poco, ya que tenía mucho tiempo que no bailaba, ya nos habíamos prendido otra vez y cambiamos el tipo de música y puso una mas lenta y romántica, se empezó a mover muy sexy, como todavía los dos estábamos con los trajes de baño mi erección no la pude disimular, ella se dio cuenta de esto mi dándome la espalda me restregaba sus nalgas cubiertas con solo el hilo por encima de mi pequeño traje, luego se volteó y lo hizo con su vientre, luego se separó y me dijo que le apretaba esto y quitándoselo dejo sus tetas a mi vista otra vez, luego me pegó sus parados pezones a mi pecho lo que creciera mas mi pinga, solté un leve gemido de dolor y me pregunto que me dolía y le dije que la tanga era muy ajustada y me aprisionaba y agachándose me la bajó para saliera como un resorte liberado mi duro tronco, ella me dijo que si mejor así y yo le dije que me sentía incómodo sin ropa y ella bajándose su hilo me dijo ahora estamos igual, quedamos los completamente desnudos y se pegó a mí para seguir su baile, me empujo sobre el sofá y cambió la música a una muy sexy y empezó a bailarme muy cerca y se agachaba enfrente de mí, también se sentaba con las piernas abiertas sobre una de mis piernas y noté al sentir su conejo que chorreaba cantidades de líquidos, luego no me pude aguantar más y cuando se sentó en la otra pierna le agarré la cabeza y le di un beso en la boca al que no se negó, luego le toqué y beso los pechos y ella agarró entre sus manos mi estaca, luego besándonos llegamos al cuarto en donde me tiró en la cama y se comenzó a tragar mi tronco, yo la acomodé para dedicarme a chupar su concha y jugar con su clítoris mientras le metía hasta 3 dedos, en medio de suspiros, gemidos y espasmos, los dos acabamos en la boca de cada uno, luego besándonos por todo el cuerpo volvió mi erección y le dije que quería perder mi virginidad con ella, ella se acostó y abriendo bien las piernas me ofreció su sexo y me dijo soy tuya y hazme lo que quieras, agarre mi pene bien tieso y lubricado y se lo puse en la entrada de su cueva, y empecé a empujar pero no lo pude meter, ella tomándolo con sus manos me dijo deja que mami te enseñe y lo introdujo por el sitio preciso, comencé el mete y saca, los dos gemíamos de placer, mientras iba acelerando mis movimientos hasta que llegó el orgasmo más grande de mi vida me hizo descargarle un chorro impresionante de leche dentro de ella. Quedando exhausto sobre ella sin sacárselo de adentro la besaba y le decía que la amaba, luego quedamos abrazados y nos dormimos hasta el otro día, al despertarnos, lo volvimos a hacer, luego de comer fuimos al río en donde lo hicimos y al llegar a la casa en la noche le propuse mecérselo por el culo, a ella al principio no le gustó mucha la idea pero después accedió al tener la misma intriga que yo tenía, ya que nunca lo había hecho. Se lo dilaté con ayuda de vaselina y mi dedo y se lo empecé a meter poco a poco, hasta que entró hasta los guevos y al poco tiempo le llene el culo de cálida leche.

El resto de los días lo pasamos en el río, en la casa, por el campo y todo lo hacíamos como pareja, teniendo sexo en cualquier lado a cualquier momento. Al regresar a nuestra casa, la compartíamos como una pareja de amantes, pero ante los ojos de los demás, seguíamos siendo la madre y el hijo muy unidos por un inmenso amor que solo nosotros sabíamos cual era en realidad.

¡Valoralo! ¿Qué te ha parecido?

Escrito por Marqueze

¿Te gustan nuestros relatos? No olvides compartir y seguir disfrutando :P

2 Comentarios

Dejar un comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.